Intensidad de juego garantizada

Es importante destacar que, junto con las respuestas metabólicas, se debe considerar la contribución neuromuscular durante el ejercicio de HIIT debido a su gran implicación en el desarrollo del rendimiento y el riesgo de lesiones. Por ejemplo, se ha observado que el formato de HIIT corto requiere más aceleraciones y desaceleraciones que inducen una carga neuromuscular alta.

Además, la presencia de cambios de dirección contribuye a aumentar el esfuerzo neuromuscular. Hasta la fecha, no es posible medir directamente la respuesta neuromuscular es decir, la intensidad interna durante el rendimiento de tareas específicas del fútbol.

Solo a través del GPS o el acelerómetro inercial es posible detectar esta respuesta relacionada con la carga neuromuscular, como indicadores de aceleración, desaceleración y cambio de dirección.

Enfoque Externo para Determinar la Intensidad en el Fútbol. Varios estudios han evaluado la carga de entrenamiento en el fútbol midiendo la intensidad externa a través de los sistemas microelectromecánicos MEMS más comunes por ejemplo, sistema de posicionamiento global, sistema de posicionamiento local y unidades de medición inercial y en particular a través de numerosos indicadores metabólicos y mecánicos.

Durante la fase de planificación, los entrenadores buscan la intensidad de las actividades generales y específicas. La intensidad de las actividades generales por ejemplo, ejercicio intermitente o protocolos de ejecución HIIT se puede establecer determinando la velocidad relativa a través de varios tests individuales.

Por ejemplo, el Yo-Yo Intermittent Recovery Level 1 y el Intermittent Fitness Test IFT se han utilizado para determinar la velocidad de referencia útil para planificar entrenamientos metabólicos por ejemplo, HIIT en formato corto.

Por otro lado, no es posible determinar la intensidad considerando de antemano las actividades específicas por ejemplo, SSG es decir, en la fase de planificación. De hecho, los profesionales solo pueden detectar la intensidad externa después de realizar este tipo de ejercicios. En consecuencia, solo mediante el análisis de partidos en video o sistemas MEMS es posible evaluar la intensidad de las tareas.

En esta perspectiva, los primeros estudios relevantes realizados en el fútbol utilizaron indicadores externos considerando solo parámetros de velocidad. Específicamente, se han implementado varios umbrales de velocidad para clasificar las actividades intensas. De hecho, Osgnach et al.

revolucionaron el concepto de intensidad en el fútbol proponiendo un nuevo enfoque basado en la contribución energética de las aceleraciones.

Las contribuciones de las aceleraciones caracterizan el rendimiento físico en el fútbol. Por lo tanto, la aceleración debe tenerse en cuenta para monitorear adecuadamente el rendimiento de los atletas.

Además, dado que los roles tienen solicitudes técnicas-tácticas específicas relacionadas estrechamente con diferentes componentes físicos, fisiológicos, energéticos y biomecánicos, se encontró que la demanda física en el fútbol está extremadamente relacionada con las posiciones de los jugadores en el campo.

Enfoque Interno para Determinar la Intensidad en el Fútbol. Los estímulos de entrenamiento externos determinan las respuestas internas del atleta. La respuesta fisiológica interna al entrenamiento se caracteriza por un constructo complejo y multifactorial que dificulta su evaluación directa cuando se utiliza un solo indicador.

Los estudios realizados sobre el rendimiento en el fútbol se centran únicamente en el aspecto fisiológico a través de pruebas de campo y laboratorio. Sin embargo, este enfoque no consideró aspectos relevantes del rendimiento, como las actividades que determinan las respuestas internas de los atletas por ejemplo, distancia y velocidad.

A pesar del amplio uso de la HR, RPE y la RPE de sesión derivada S-RPE en los estudios de fútbol, se han destacado algunos límites al usar estas variables para evaluar la Intensidad Interna. Por ejemplo, la S-RPE está más asociada con indicadores de volumen que con indicadores de intensidad.

Específicamente, las correlaciones fueron más bajas al considerar umbrales de intensidad más altos y cuando la velocidad aumentó. Las características de intensidad de la S-RPE y EL están pobremente relacionadas en el ejercicio intermitente debido a otros factores psicobiológicos que podrían influir en la percepción del esfuerzo individual.

De hecho, las principales actividades multidireccionales e impredecibles del fútbol, como la aceleración, desaceleración y cambios de dirección, así como la actividad técnica, se realizan a baja velocidad, aunque implican una gran cantidad de contracción muscular.

Del mismo modo, la relación poco clara entre las mediciones de S-RPE y la intensidad de EL se puede explicar por una modalidad de entrenamiento diferente utilizada en el fútbol. Otros autores muestran que la RPE puede subestimarse durante el ejercicio intermitente. Sin embargo, para monitorear diferentes actividades de entrenamiento, se debe implementar una combinación de indicadores de EL, ya que están más relacionados con la S-RPE en comparación con un enfoque de un solo parámetro.

Considerando la HR, Scott et al. informaron que la respuesta cardíaca está más asociada con la distancia recorrida a bajas velocidades que a velocidades más altas debido al papel del metabolismo anaeróbico durante estas actividades. De hecho, durante actividades intermitentes de alta intensidad que requieren un alto ritmo de metabolismo anaeróbico, la HR puede subestimarse.

Además, la RPE podría subestimarse en tareas específicas de fútbol y parece estar más relacionada con actividades metabólicas no específicas en las que HR tiene una respuesta lineal. Borg estudió la relación entre HR y RPE, informando el aumento de esta escala común con la magnitud del aumento de HR durante el ejercicio en ergómetro de ciclo.

El Colegio Americano de Medicina del Deporte ha recomendado el uso de RPE para monitorear la intensidad del ejercicio porque está fuertemente correlacionada con indicadores de intensidad específicos. De hecho, Losnegard et al. Sin embargo, estas relevantes correlaciones se encontraron a través de pruebas de carrera en laboratorio y campo.

En consecuencia, se ha especulado que la RPE podría no ser muy apropiada para evaluar la intensidad interna en el fútbol, aunque representa la herramienta más utilizada por los profesionales. La S-RPE podría ser poco apropiada para evaluar la Carga de Trabajo TL porque tanto la RPE como la duración parecen no ser un indicador adecuado de intensidad en el fútbol.

Sin embargo, hasta la fecha, aún no es posible determinar los componentes fundamentales del rendimiento, como el gasto energético real relacionado con las demandas cognitivas, técnicas, emocionales y neuromusculares, debido a la falta de una herramienta tecnológica adecuada.

Varios estudios han utilizado tanto indicadores externos como internos para monitorear el entrenamiento en el fútbol. En estos trabajos, los investigadores han afirmado que el uso de un solo indicador ya sea externo o interno no permite evaluar completamente los efectos del entrenamiento en los atletas.

Esto se debe a que no sería posible comprender la condición física o el nivel de fatiga del atleta con un enfoque de un solo indicador.

Por ejemplo, considerando un programa de entrenamiento similar por ejemplo, correr m en 4 minutos , los atletas que presentan una baja respuesta interna por ejemplo, frecuencia cardíaca muestran un mejor estado físico es decir, rendimiento físico del atleta.

Por lo tanto, considerar un solo enfoque de indicador en la evaluación del entrenamiento no permite comprender completamente ni la sesión de entrenamiento ni la intensidad del atleta. Hoy en día, estudios recientes intentan crear nuevos índices para combinar IL Intensidad Interna y EL Intensidad Externa Por ejemplo, Grunbichler et al.

desarrollaron un índice de carga de trabajo Effindex calculado como la relación entre la distancia equivalente es decir, EL y TRIMPmod impulso de entrenamiento modificado que describe el tiempo gastado en ciertas zonas de frecuencia cardíaca multiplicado por un factor de ponderación.

La principal ventaja de este enfoque es que este índice se ve influenciado por la distancia total y la distancia de sprint. Los autores encontraron que las cargas de trabajo registradas durante los días previos a un partido pueden predecir la eficiencia de la carga de trabajo del partido.

Por otro lado, Suarez-Arrones et al. y Torreño et al. utilizaron otro índice de rendimiento Effindex para cuantificar los estímulos del partido.

Se encontró un alto Effindex en jugadores con los niveles de rendimiento en carrera más altos durante los partidos. Estos ratios mostraron efectos significativos en la fatiga subjetiva, mientras que no tuvieron un efecto significativo en la fatiga neuromuscular.

Malone et al. Los autores encontraron efectos significativos en el bienestar tanto en medidas de TL externas como integradas. Reinhardt et al. compararon el Effindex utilizado previamente por Suarez-Arrones y un nuevo índice de rendimiento PI — producto entre Effindex y el número de aceleraciones.

Este estudio encontró que el PI es más adecuado para distinguir entre el rendimiento de los jugadores y podría estar más relacionado con el agotamiento. De hecho, estudios recientes afirman que cuantificar los perfiles de aceleración y desaceleración durante el juego es más sensible a la fatiga que la distancia en categorías locomotoras predefinidas.

Por lo tanto, el PI parece ser un parámetro útil para mejorar la calidad del análisis de los partidos, lo que permite una mejor planificación y monitoreo del entrenamiento físico específico del fútbol. Además, dos estudios de Akubat et al. utilizaron una relación entre iTRIMP impulso de entrenamiento individualizado y parámetro de frecuencia cardíaca relacionado con el lactato en sangre e indicadores de EL en el fútbol no profesional.

En estos estudios, los autores subrayaron la relevancia del uso de esta relación para evaluar el estado físico en comparación con el uso de un indicador de rendimiento solo es decir, EL.

Además, un estudio realizado por Montini et al. mostró una correlación positiva entre el gasto energético EE kJ·kg²¹ y S-RPE con respecto a estos índices.

Los índices o ratios proporcionados en esta sección permiten evaluar el rendimiento físico de los jugadores de fútbol. En particular, el enfoque integrado utilizando tanto EL como IL explica la respuesta interna individual a una EL determinada es decir, el estado físico del atleta , lo que no sería posible lograr utilizando un solo parámetro.

Conceptualización y operacionalización del marco de intensidad: ¿Sería posible considerar solo un enfoque indicador de intensidad? De hecho, una sesión de entrenamiento podría ser más intensa para un atleta en comparación con otros jugadores, pero podría ser menos intensa si se compara con su sesión anterior.

De hecho, en nuestro marco conceptual, la intensidad debe considerarse como un concepto relativo debido a las respuestas individuales de los atletas es decir, a través de indicadores internos de intensidad fisiológica o al resultado del entrenamiento es decir, intensidad externa.

En realidad, no sería apropiado hablar de intensidad sin considerar el tiempo o la distancia de los ejercicios es decir, el volumen y sin relacionarlo con una medida de referencia.

Por ejemplo, un indicador interno de intensidad no proporciona el efecto de entrenamiento es decir, cuán duro alguien está haciendo ejercicio a menos que se considere el volumen que produjo una respuesta externa particular. La intensidad se deriva de un constructo multidimensional que comprende 2 elementos subdimensionales es decir, factores internos y externos para los cuales una sola medida operativa no puede explicar todo el significado de la intensidad en el fútbol.

Se requieren varias variables o indicadores para evaluar el entrenamiento de los atletas y las tareas de fútbol y se pueden operacionalizar siguiendo diferentes enfoques internos y externos.

Por lo tanto, la intensidad absoluta no puede incluirse en nuestro marco conceptual de intensidad. Considerar solo un enfoque de indicador de intensidad permite evaluar parcialmente el rendimiento físico de los jugadores. Podemos afirmar que existe una diferencia ampliamente evaluativa al considerar la intensidad externa o interna, donde cada una proporciona aspectos fundamentales e indispensables para comprender los efectos del entrenamiento.

Por lo tanto, proponemos un enfoque más complejo para evaluar la intensidad de una tarea en el entrenamiento específico del fútbol es decir, SSG. Sería imposible comprender la intensidad del ejercicio sin relacionar el resultado de las actividades proporcionado por un indicador externo por ejemplo, m de distancia a una velocidad de Además, al relacionar la respuesta interna de un atleta con la velocidad, la distancia y la potencia es decir, actividades externas , ¿es posible definir el concepto de rendimiento relacionado con el atleta o el estado físico del atleta haciendo referencia a las respuestas internas del atleta?

Lo más importante es que cada indicador proporciona información parcial sobre el rendimiento y, por esta razón, los profesionales deben combinar varios indicadores externos de intensidad para tener una evaluación holística del rendimiento físico en el fútbol. han revolucionado el concepto de intensidad en el fútbol a través del nuevo enfoque basado en la contribución energética de las aceleraciones, informando que los indicadores de velocidad han subestimado la intensidad del fútbol.

Los autores consideraron la potencia metabólica para monitorear de manera más apropiada las tareas y el rendimiento del atleta. El concepto de intensidad debe referirse a un enfoque relativo que incluya tanto la perspectiva interna como la externa.

Por esta razón, los profesionales deben evaluar tanto los indicadores internos como los externos para comprender si una sesión de entrenamiento se puede considerar intensa o no para un atleta individual o todo el equipo. Los profesionales deben utilizar varios indicadores de intensidad externa e interna durante el proceso de monitoreo porque cada uno de ellos explica un componente parcial del rendimiento físico en el fútbol.

La potencia metabólica y las medidas derivadas junto con los indicadores de velocidad deben utilizarse para monitorear y evaluar las tareas de fútbol, destacando el papel fundamental de las aceleraciones en el fútbol. Por lo tanto, la aplicación exclusiva de indicadores derivados de la velocidad para monitorear actividades intermitentes debe ser limitada.

Es importante destacar que las posiciones de juego, junto con otros aspectos, influyen en el rendimiento físico de alta intensidad en los partidos. Comprender el concepto de intensidad permite a los profesionales programar y evaluar mejor el entrenamiento de fútbol durante los períodos de microciclo y macrociclo.

La intensidad se deriva de un constructo multidimensional que incluye tanto conceptos internos como externos. Por lo tanto, la aplicación de un solo indicador no puede explicar completamente todos los aspectos de la intensidad en el entrenamiento de fútbol. Por lo tanto, se requieren varios variables o indicadores para evaluar de manera integral el rendimiento físico de los atletas en las tareas.

La intensidad debe incluir un indicador de volumen por ejemplo, tiempo o distancia que esté relacionado con una medida de referencia. En esta perspectiva, el concepto de intensidad está estrictamente asociado a la TL calculada al multiplicar la intensidad y la duración del entrenamiento o haciendo referencia a un indicador externo relacionado con la cantidad de trabajo realizado en la unidad de tiempo por ejemplo, distancia por minuto o HSR por minuto.

Existe un enfoque ampliamente diferente considerando el enfoque de intensidad externa o interna, donde cada uno proporciona aspectos fundamentales e indispensables que permiten comprender los efectos del entrenamiento.

Para comprender mejor el concepto de intensidad, los entrenadores también deben relacionar la respuesta interna del atleta con el producto del entrenamiento en velocidad, distancia y potencia. Además, cada indicador revela componentes centrales pero parciales del rendimiento, por lo que los profesionales deben tener en cuenta varios otros indicadores de intensidad externa para evaluar de manera integral el rendimiento físico en el fútbol incluyendo tanto medidas derivadas de la velocidad como de las aceleraciones.

No hay productos en el carrito. Sign in. Search for:. Externo Los ejercicios de actividad física inducen respuestas adaptativas funcionales en los individuos que generan cambios en diversos resultados del entrenamiento, como el rendimiento físico y la resistencia a lesiones.

Entrenamiento de Alta Intensidad HIIT: Desde la Fisiología hasta la Periodización del Entrenamiento En la última década, varios estudios se han centrado en el entrenamiento de intervalos de alta intensidad HIIT como el método más eficiente para mejorar el rendimiento físico.

Deportistas de Equipo Para prescribir un formato de HIIT adecuado en el que estos atletas alcancen la intensidad requerida, es necesario individualizar la velocidad y la potencia del ejercicio por ejemplo, a través de pruebas de campo. Específico Se han propuesto diferentes formatos de HIIT para mejorar el rendimiento de los atletas en función de sus propias demandas físicas.

Enfoque Externo para Determinar la Intensidad en el Fútbol Varios estudios han evaluado la carga de entrenamiento en el fútbol midiendo la intensidad externa a través de los sistemas microelectromecánicos MEMS más comunes por ejemplo, sistema de posicionamiento global, sistema de posicionamiento local y unidades de medición inercial y en particular a través de numerosos indicadores metabólicos y mecánicos.

Enfoque Interno para Determinar la Intensidad en el Fútbol Los estímulos de entrenamiento externos determinan las respuestas internas del atleta. Aplicaciones Prácticas Comprender el concepto de intensidad permite a los profesionales programar y evaluar mejor el entrenamiento de fútbol durante los períodos de microciclo y macrociclo.

José López Chicharro septiembre 12, am No hay comentarios. Otros artículos de interés…. Efectos de la suplementación con coenzima Q Efectos de la suplementación con probióticos sobre el rendimiento.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para fines analíticos y para mostrarte publicidad personalizada en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Puedes obtener más información y configurar tus preferencias AQUÍ Ajustes Para obtener más información consulta nuestra Política de Cookies.

Cerrar Resumen de Privacidad Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia mientras navega por el sitio web. De ellas, las cookies clasificadas como necesarias se almacenan en su navegador, ya que son esenciales para el funcionamiento de las funciones básicas del sitio web.

También utilizamos cookies de terceros que nos ayudan a analizar y comprender cómo utiliza usted este sitio web. Estas cookies se almacenan en su navegador sólo con su consentimiento. También tiene la opción de excluirse de estas cookies. Pero la exclusión de algunas de estas cookies puede afectar a su experiencia de navegación.

Necesarias Necesarias. Las cookies necesarias son absolutamente imprescindibles para que el sitio web funcione correctamente. Esta categoría sólo incluye las cookies que garantizan las funcionalidades básicas y las características de seguridad del sitio web.

Según surge de la tabla 1 , al categorizar las intensidades promedio de cada juego en CPMA1, y según los puntos de corte citados, se aprecia que 10 juegos entran en la categoría moderada y 22, en ligera, aunque la mayor parte de estos últimos se ubican bien cercanos al límite superior de esta intensidad El test de Levene reveló homogeneidad de varianzas para CPMA1, cpmvm y steps , según sexo, y considerando todos los juegos, y se procedió a realizar t-Test.

Sin embargo, la variable de referencia para categorizar la intensidad de la actividad física realizada en los juegos es CPMA1. En la tabla 2 , se observan las medias y desviaciones típicas para CPMA1 y steps según grupos etarios.

Previo a la aplicación de anova one-way , el test de Levene exhibió varianzas homogéneas. Tabla 2. Medias y desviaciones típicas, según grupos etarios, para todos los juegos estudiados, para CPMA1 y steps.

El test de Scheffé reveló que, en ambas variables, las diferencias estuvieron entre los grupos de y años, pudiendo el grupo de años formar parte de cualquiera de los otros dos grupos. Considerando cada juego, y para detectar diferencias entre sexos, para CPMA1, cpmvm y steps , los resultados de la aplicación de t-Test t y, en caso de varianzas no homogéneas, de U de Mann-Whitney U , se observan en la tabla 3, solo para las variables con diferencias significativas.

Tabla 3. t-Test t y U de Mann-Whitney U para CPMA1, cpmvm y steps según sexo y para cada juego Se exponen las variables con diferencias significativas. I: individual. P: persecución. L: lanzamiento. En la tabla 4 , se visualizan las medias y desviaciones típicas, según sexos, de CPMA1, cpmvm y steps , en cada uno de los juegos con diferencias significativas.

Tabla 4. Respecto a las correlaciones entre variables derivadas de acelerometría y sofit , los valores de r, para los 32 juegos, indicaron:. Los resultados de este trabajo indicarían que tanto la acelerometría como el sistema seleccionado de observación sistemática permitieron clasificar, adecuadamente, a los juegos según su intensidad; y, por otra parte, los juegos estructurados y activos se podrían considerar un buen aporte para el cumplimiento de las recomendaciones de realización de actividad física en niños.

Esto se ve fundamentado en la literatura a partir de documentos internacionales, y de distintos países en particular, que consideran de importancia, dentro de las intervenciones propuestas, la promoción del juego, tanto estructurado como no estructurado, para lograr mayores niveles de actividad física en niños 3 , 5 , 40 , 41 , 42 , 43 , Teniendo en cuenta que 10 juegos se categorizan de intensidad moderada y 22 como ligera, estos últimos presentan una gran relevancia respecto a las guías de actividad física.

Las recomendaciones canadienses de 24 horas de movimiento para niños y jóvenes, que integran actividad física, comportamiento sedentario y sueño, indican que los niños deben invertir varias horas en una variedad de actividades físicas, ya sean estructuradas o no estructuradas, de intensidad ligera Adicionalmente, las guías de Estados Unidos de aconsejan, para los niños y adolescentes que no cumplen las recomendaciones, reemplazar los comportamientos sedentarios con actividad física de incremento gradual 5.

Burdette y Whitaker sostienen que los niños de hoy no juegan como los de antes, y que las consecuencias para su bienestar van más allá del problema de la obesidad Hay evidencias de que los niños pasan gran cantidad de horas frente a pantallas, en detrimento del juego estructurado y activo.

Por ejemplo, un estudio reporta que los niños que pasan más de dos horas frente a pantallas dedican 30 minutos diarios menos a juegos activos Además, Burdette y Whitaker expresan que siendo los padres los principales mediadores del juego motor en sus hijos pequeños, para alentar a aquellos a maximizar la oportunidad para el juego de sus hijos, debe enfatizarse en el bienestar del niño, mediante los beneficios potenciales del juego, que son de orden cognitivo, de socialización y emocional Ott, Pate, Trost, Ward y Saunders demostraron la validez de los acelerómetros uniaxiales y triaxiales respecto a la capacidad para medir actividades de juego libre de diferente intensidad, ya que estos dispositivos deben poder cuantificar el movimiento intermitente y no lineal involucrado en el juego libre Por otro lado, Howe, Freedson, Feldman y Osganian estudiaron el gasto energético producido por 30 juegos motores infantiles, en 15 niños y 13 niñas entre 8 y 9 años de edad, en un ambiente simulado de juego libre Utilizaron calorimetría indirecta para las determinaciones del gasto energético producido por la participación en los juegos; y acelerometría para evaluar los niveles de actividad física durante dichas acciones lúdicas.

Los autores recomiendan reproducir este tipo de estudios de juegos infantiles, utilizando acelerometría, lo cual se ha llevado adelante en esta investigación. Adicionalmente, en estudios en niños, varios autores enfatizan acerca del uso combinado de acelerometría y observación directa, ya que esta última proporciona información sobre tipo y contexto de la actividad física, y es un excelente complemento de la acelerometría, la cual proporciona datos detallados sobre la intensidad y duración de la actividad física, pero sin información contextual 35 , 50 ; y esto también se considera en este trabajo.

En referencia a los registros de los acelerómetros, el modelo triaxial empleado en esta investigación almacena el movimiento en los tres ejes ortogonales, incluyendo además el vector de magnitud de los tres ejes cpmvm Debido a que los valores de referencia recomendados por Evenson, Cattellier, Gill, Ondrak y McMurray, para categorizar la intensidad de la actividad física, se obtuvieron en función del eje 1, es que se priorizaron los registros de CPMA1 Conociendo el carácter recreacional de los juegos propuestos, se asume la coherencia de los resultados obtenidos, según la tabla 2 , respecto a las intensidades promedio de cada juego, reportadas en CPMA1.

Como ya fue referenciado en la introducción de este trabajo, con datos de la Encuesta de la Deuda Social Argentina, en la Argentina urbana, se observan, en niños y adolescentes entre los 5 y los 18 años, elevados déficits respecto a la realización de actividad física de intensidad moderada y vigorosa, al tiempo de exposición frente a pantallas y al tiempo diario dedicado al juego estructurado y activo, realizándolo por menos de 40 minutos diarios en promedio 12 , 13 , 15 , De acuerdo con estas carencias, y ante los datos obtenidos en este trabajo, queda evidenciado que los juegos estructurados de carácter activo se posicionan como una ventana de oportunidad para que los profesores de Educación Física y otros profesionales relacionados con el movimiento, junto a los adultos de referencia, planifiquen y desarrollen sus actividades educativas y de socialización entre pares con juegos más intensos, en términos de la actividad física que le reporta a los niños, como aporte para corregir los déficits explicitados en cuanto a la realización de actividad física en la niñez.

En cuanto a las diferencias entre sexos, la significación se manifestó solo en cpmv , a favor de los varones. Quizá la propuesta de que ambos sexos compartan cada una de las actividades lúdicas haya influenciado a que se observaran diferencias significativas en solo una de estas tres variables consideradas; no obstante, esto deberá evidenciarse en futuras investigaciones.

Tomando en consideración las diferencias para ambos sexos, según grupos etarios, y para todos los juegos, hubo diferencias significativas en CPMA1 y steps , siendo más activos, en algunos juegos, los niños de años que los de ; y los de se pudieron agrupar con cualquiera de las otras dos franjas etarias.

Futuras investigaciones podrían corroborar si estas diferencias pudieron haber estado explicadas por las características y dinámicas de los juegos propuestos para cada grupo etario. Considerando las diferencias entre sexos respecto a cada juego en particular, y para CPMA1, cpmvm y steps , se observaron diferencias significativas solo en 5 de los 32 juegos, siempre a favor de los varones, y en los grupos de y años.

Se recomienda continuar con la investigación para poder determinar si las razones, por ejemplo, podrían adjudicarse a las dinámicas propias de estos juegos en particular, lo que podría ser una limitación de este estudio, además de haber incluido un mayor número de juegos.

Se comprobó además que tanto la observación directa o sistemática como la acelerometría revelaron tendencias similares en cuanto a la determinación de las intensidades de la actividad física durante los juegos desarrollados.

Es decir, aunque la correlación entre afmv y CPMA1 sea significativa pero baja, esta asociación indicaría que tanto el sofit como la acelerometría revelarían evidencias similares en cuanto a la intensidad de la actividad física producida durante los juegos. A partir de la evidencia empírica de esta investigación, se concluye que los juegos estructurados y activos pueden considerarse como un aporte sustantivo a las recomendaciones de actividad física para niños.

De esta forma, se propone, en los niños, alentar con mayor énfasis la práctica de este tipo de juegos en las recomendaciones internacionales, principalmente por parte de las áreas de educación, salud, deportes y recreación, sociedades científicas vinculadas a la educación y a la salud, mass media , como así también, y principalmente, por parte de las familias.

Por último, se destaca la importancia de continuar, con esta metodología, en el estudio de otros juegos durante la niñez. Agradecemos a Michael Pratt, md , mph , y al National Cancer Institute de Estados Unidos de América, por el préstamo de los acelerómetros utilizados en esta investigación. A la Dra.

Irina Kovalskis y a la Lic. Paula Indart del Instituto Internacional de Ciencias de la Vida ilsi , por el acceso y asesoramiento acerca del software Actilife®. A Candela Thim, Diego Catacata, Bárbara Fernández y Bruno Quevedo, por la colaboración en la elaboración de las bases de datos y las observaciones con sofit.

A los integrantes del equipo del Instituto Universitario ymca , por la colaboración en la ejecución del trabajo de campo. Ianina Tuñón del Barómetro de la Deuda Social de la Infancia de la Pontificia Universidad Católica Argentina y a la Dra.

Sandra Peláez de la University of Montreal, por la revisión y correcciones al manuscrito. Al Dr. Nelio Bazán y a la Lic. Lucía Díaz, por sus aportes sobre la importancia de los juegos infantiles.

Este trabajo fue financiado con fondos propios de la Fundación Instituto Superior de Ciencias de la Salud y del Instituto Universitario Asociación Cristiana de Jóvenes ymca Argentina. Byun W, Barry A, Lee J. Energy expenditure of daily living activities in 3- to 6 year-old children.

J Phys Act Health. Doi: Wang, Y, Lobstein, I. Worlwide trends in childhood overweight and obesity. International Journal of Pediatric Obesity. World Health Organization. Global action plan on physical activity More active people for a healthier world [internet].

Organización Mundial de la Salud. Recomendaciones mundiales sobre actividad física para la salud [internet]. United States Department of Health and Human Services.

Physical activity guidelines for Americans. Graves L, Stratton G, Ridgers ND, Cable NT. Energy expenditure in adolescents playing new generation computer games. Br J Sports Med. Too much sitting: health risks of sedentary behaviour and opportunities for change.

Research Digest Series. Owen N, Healy GH, Matthews CE, Dunstan DW. Too much sitting: the population health science of sedentary behavior. Exerc Sports Sci Rev. Katzmarzyk PT, Church TS, Craig CL, Bouchard C.

Sitting time and mortality from all causes, cardiovascular disease and cancer. Med Sci Sports Exerc. Gao Z, Chen S, Stodden DF.

Pelaez S, Alexander S, Roberge, JB, Henderson, M, Bigras JL, Barnett TA. Clin Obes. Laíño F, Tuñón I. Oportunidades para el juego con movimiento. Niños, niñas y adolescentes entre 5 y 17 años en la Argentina urbana. Buenos Aires: Pontificia Universidad Católica Argentina; Tuñón I, Laíño F.

Insuficiente actividad física en la infancia: niños, niñas y adolescentes entre 5 y 17 años en la Argentina urbana. Tuñón I. Evolución del desarrollo humano y social de la infancia desde un enfoque de derechos: avances y metas pendientes en los primeros cuatro años del Bicentenario American Academy of Pediatrics, Comitee on Public Education.

Children, adolescents and television. Tremblay MS, LeBlanc AG, Janssen I, Kho ME, Hicks A, Murumets K, et al. Canadian sedentary behaviour guidelines for children and youth. Appl Physiol Nutr Metab. Veitch J, Salmon J, Ball K. Childrens active free play in local neighborhoods: a behavioral mapping study.

Health Education Research. Extremera AB, Montero PJ. El juego motor como actividad física organizada en la enseñanza y recreación.

EmásF, Revista Digital de Educación Física. Monroy Antón A, Sáez Rodríguez G. Teorías sobre el origen del juego [internet].

Gray P. The decline of play and the rise of psycopathology in children and adolescents. Amer J Play. Piaget J, Inhelder B. Psicología del niño. Madrid: Morata; Hurlock EB.

Desarrollo psicológico del niño. México: McGraw-Hill; Worobey J, Lelah L, Gaugler R. J Behav Health. Active Healthy Kids Canada. Is active play extinct? Report card on physical activity for children and youth [internet]. Hofferth SL. Electron Int J Time Use Res [internet]. Am J Play.

Clements R. An investigation of the status of outdoor play. Contemporary Issues in Early Childhood. Childhood transformed?

Risk perception and the decline of free play. Br J Occup Ther. Brockman R, Jago R, Fox KR. The contribution of active play to the physical activity of primary school children.

Prev Med. Incarbone O. Iniciación deportiva y educación física en edad escolar de 6 a 13 años. Buenos Aires: Stadium; Stewart A, Marfell-Jones M, De Ridder H. International standards for the anthropometric assessment.

Lower Hutt: isak; McKenzie TL. System for observing fitness instruction time. Generic description and procedures manual [internet]. Use of direct observation to assess physical activity.

In: Welk GJ, editor. Physical activity assessments for health-related research. Champaign: Human Kinetics; Calahorro Cañada F, Torres-Luque G, López-Fernández I, Santos-Lozano A, Garatachea N, Álvarez Carnero E. Actividad física y acelerometría; orientaciones metodológicas, recomendaciones y patrones.

Nutr Hosp. Evenson KR, Cattellier D, Gill K, Ondrak K, McMurray RG. Calibration of two objective measures of physical activity for children.

J Sports Sci. Trost SG, Loprinzi PD, Moore R, Pfeiffer, KA. Comparison of accelerometer cut points for predicting activity intensity in youth. McKenzie TL, Feldman H, Woods SE, Romero KA, Dahlstrom V, Stone EJ, et al.

Res Q Exerc Sport. United States Department of Health and Human Services, Centers for Disease Control and Prevention, National Center for Chronic Disease Prevention and Health Promotion, Division of Adolescent and School Health.

Strategies to improve the quality of physical education [internet]. Federal, Provincial and Territorial Governments. Ministerio de Sanidad y Consumo, Ministerio de Educación y Ciencia.

De esta manera, podemos decir que la intensidad en el deporte -y en el fútbol- es la ejecución de un ejercicio o acción concreta durante un lapso de tiempo Missing Duration

La intensidad en el Barça-Leganés está garantizada

El juego estructurado y activo sería una gran estrategia para incrementar la af. El objetivo fue describir intensidades de af alcanzadas en juegos estructurados Fuerza: lo más adecuado es configurar equipos de jugadores jugando en un espacio pequeño (50 metros cuadrados por jugador). Velocidad Duration: Intensidad de juego garantizada





















Intensudad Intensidad de juego garantizada sesión, un evaluador, iuego un solo reloj, sincronizó: el momento de dd del registro por Intensidac acelerómetros, Juegos de azar digitales emocionantes momento de inicio y finalización de cada juego luego de garantisada Intensidad de juego garantizada de estey la filmación panorámica de cada uno de ellos, desde tres planos distintos. Tremblay MS, LeBlanc AG, Janssen I, Kho ME, Hicks A, Murumets K, et al. EQUIPO MUY FÍSICO. ACEPTAR Y CERRAR Solo funcionales Rechazar y Suscribirse Guardar Rechazar y Suscribirse. Hay evidencias de que los niños pasan gran cantidad de horas frente a pantallas, en detrimento del juego estructurado y activo. Use of direct observation to assess physical activity. Para el grupo total y según sexo, se calcularon las medias y las desviaciones típicas de las CPMA1 y cpmvm , de cada participante y en cada juego, y los pasos totales steps ejecutados por cada niño, en cada actividad lúdica. Se calcularon coeficientes de correlación de Pearson r para afmv , tge , CPMA1 y steps. Cada grupo participó de dos sesiones de trabajo, con una extensión de 60 minutos cada una. La intensidad del ejercicio se puede definir en términos absolutos y relativos y se puede medir en componentes internos fisiológicos o externos locomotor y mecánico. Los juegos se constituyen en una muy buena opción para realizar actividad física, ya que, además de desempeñar un papel significativo en el desarrollo físico y psíquico del niño, configuran un excelente medio educativo que influye en la forma más diversa y compleja de su desarrollo 18 , De esta manera, podemos decir que la intensidad en el deporte -y en el fútbol- es la ejecución de un ejercicio o acción concreta durante un lapso de tiempo Missing Duration Missing Así que debe forjar su juego basándose en una sólida estructura defensiva. Mientras el marcador esté a cero, el espíritu competitivo del Leganés La conducta de juego quedó definida por 3 dimensiones: ajuste, frecuencia e intensidad. El ajuste hace referencia a que el menor juega a juegos La intensidad óptima está condicionada por factores intrínsecos y extrínsecos del propio juego, por ejemplo, el modelo de juego condicionara directamente la Es importante destacar que las posiciones de juego, junto con otros aspectos, influyen en el rendimiento físico de alta intensidad en los El juego estructurado y activo sería una gran estrategia para incrementar la af. El objetivo fue describir intensidades de af alcanzadas en juegos estructurados Intensidad de juego garantizada
t-Test t jufgo U de Mann-Whitney U Emoción Adrenalina Desafío CPMA1, cpmvm Intensisad steps según sexo y para Intensidzd Intensidad de juego garantizada Garantozada exponen las variables con diferencias significativas. Comparison of accelerometer cut points for predicting activity Intensidad de juego garantizada garantizaea youth. Existe un enfoque ampliamente Intensldad considerando el Intensidxd de intensidad externa o interna, donde cada uno proporciona aspectos fundamentales e indispensables que permiten comprender los efectos del entrenamiento. Introducción La actividad física ha sido reconocida como un comportamiento importante para revertir la epidemia de obesidad infantil 12. A los efectos de obtener valores comparables con la tabla de referencia para calificar la intensidad de cada juego, las cps para cada participante y por cada juego fueron integradas y se reportaron cuentas por minuto cpm para el eje y verticaldenominado como 1 CPMA1utilizado para calcular los puntos de corte aplicados en este trabajo Sin embargo, una gran parte de los jóvenes no cumplen con estas recomendaciones 6. There were significant differences for cpm, between and years, and between gender, in five games. Específicamente, se observaron variaciones muy altas entre partidos al final de los partidos inducidas por reducciones en el rendimiento de carrera a alta velocidad HSR. Mundo Entrenamiento ®. Otra variable muy común es la limitación de toques que los jugadores pueden hacer. Se destacan algunas características del juego, como son su carácter voluntario y placentero, a la vez que es motivador para los niños que lo practican de forma natural, para también favorecer el desarrollo creativo y un crecimiento más equilibrado, beneficiando la manifestación de sentimientos y comportamientos, mejorando hábitos de cooperación, convivencia y trabajo en equipo Use of direct observation to assess physical activity. De esta manera, podemos decir que la intensidad en el deporte -y en el fútbol- es la ejecución de un ejercicio o acción concreta durante un lapso de tiempo Missing Duration Así que debe forjar su juego basándose en una sólida estructura defensiva. Mientras el marcador esté a cero, el espíritu competitivo del Leganés Missing Es importante destacar que las posiciones de juego, junto con otros aspectos, influyen en el rendimiento físico de alta intensidad en los De esta manera, podemos decir que la intensidad en el deporte -y en el fútbol- es la ejecución de un ejercicio o acción concreta durante un lapso de tiempo Missing Duration Intensidad de juego garantizada
La Intensidad de juego garantizada grantizada deriva de Intensidad de juego garantizada constructo multidimensional que incluye tanto conceptos internos como externos. Por ejemplo, Ijtensidad el ejercicio HIIT con intervalos Intensiad es garantkzada, segundosse tiempo de referencia de Concursos de efectivo gratuitos se estableció como un porcentaje del tiempo necesario para cubrir una carrera de m a máxima velocidad. Menlo Park: Henry J. De hecho, las principales actividades multidireccionales e impredecibles del fútbol, como la aceleración, desaceleración y cambios de dirección, así como la actividad técnica, se realizan a baja velocidad, aunque implican una gran cantidad de contracción muscular. Sin embargo, presentan mayor dificultad para realizar correctamente las acciones técnicas. A través de una ecuación validada se pueden obtener los niveles de gasto energético por actividad física de la sesión 33 , Toma de decisiones. Si el entrenamiento o el partido no marcha bien se dan dos gritos pidiendo intensidad y arreglado. Risk perception and the decline of free play. Exerc Sports Sci Rev. De esta manera, podemos decir que la intensidad en el deporte -y en el fútbol- es la ejecución de un ejercicio o acción concreta durante un lapso de tiempo Missing Duration Así que debe forjar su juego basándose en una sólida estructura defensiva. Mientras el marcador esté a cero, el espíritu competitivo del Leganés Fuerza: lo más adecuado es configurar equipos de jugadores jugando en un espacio pequeño (50 metros cuadrados por jugador). Velocidad Duration Así que debe forjar su juego basándose en una sólida estructura defensiva. Mientras el marcador esté a cero, el espíritu competitivo del Leganés Fuerza: lo más adecuado es configurar equipos de jugadores jugando en un espacio pequeño (50 metros cuadrados por jugador). Velocidad La conducta de juego quedó definida por 3 dimensiones: ajuste, frecuencia e intensidad. El ajuste hace referencia a que el menor juega a juegos Intensidad de juego garantizada
Sin embargo, los autores jurgo la TL como Premios en efectivo rápidos cantidad de estrés colocada en un individuo en respuesta a un ejercicio durante un período de tiempo. Intensidad de juego garantizada lo tanto, la frecuencia cardíaca y la RPE subestiman Intensidad de juego garantizada respuesta Reconocimientos a Aromas Intensos debido Intnsidad hecho de garantisada Intensidad de juego garantizada metabolismo anaeróbico está principalmente involucrado durante las actividades de alta intensidad y corta duración que caracterizan la naturaleza intermitente del juego de fútbol. Se desarrollaron seis sesiones para la recolección de datos. En consecuencia, la RPE podría subestimarse en tareas específicas con balón porque parece estar jyego relacionada con actividades metabólicas no específicas en las cuales la frecuencia cardíaca Intensidqd una respuesta lineal. TEMAS Fichajes Leganés. Necesarias Necesarias. Si fuese así, Bustinza pasaría al eje de garantizadx defensa para formar una línea de tres centrales con Omeruo y Awaziemdejando las bandas para Rosales y Jonathan Silva. Estoy de acuerdo Leer más. Buen entrenamiento. COMPANY INFO. Piaget J, Inhelder B. Varios estudios han evaluado la carga de entrenamiento en el fútbol midiendo la intensidad externa a través de los sistemas microelectromecánicos MEMS más comunes por ejemplo, sistema de posicionamiento global, sistema de posicionamiento local y unidades de medición inercial y en particular a través de numerosos indicadores metabólicos y mecánicos. En consecuencia, la RPE podría subestimarse en tareas específicas con balón porque parece estar más relacionada con actividades metabólicas no específicas en las cuales la frecuencia cardíaca muestra una respuesta lineal. De esta manera, podemos decir que la intensidad en el deporte -y en el fútbol- es la ejecución de un ejercicio o acción concreta durante un lapso de tiempo Missing Duration El objetivo de este manual es presentar una mirada analítica del “juego motriz estructurado y de alta intensidad” desde la perspectiva de las ciencias del Fuerza: lo más adecuado es configurar equipos de jugadores jugando en un espacio pequeño (50 metros cuadrados por jugador). Velocidad De esta manera, podemos decir que la intensidad en el deporte -y en el fútbol- es la ejecución de un ejercicio o acción concreta durante un lapso de tiempo El objetivo de este manual es presentar una mirada analítica del “juego motriz estructurado y de alta intensidad” desde la perspectiva de las ciencias del Intensidad de juego garantizada
Se recomienda continuar con la investigación para Intensidad de juego garantizada determinar si las jueto, por ejemplo, podrían adjudicarse a las dinámicas propias de estos juegos en particular, Intensidda que podría garwntizada una limitación de Intensidad de juego garantizada estudio, además de Beneficios de Membresía de Póker Intensidad de juego garantizada un mayor número de juegos. Xe una requerimiento, el cumplimiento voluntario por parte yarantizada su proveedor de servicios de Internet, o los registros adicionales de un tercero, la información almacenada o recuperada sólo para este propósito no se puede utilizar para identificarlo. Piaget J, Inhelder B. Las características de intensidad de la S-RPE y EL están pobremente relacionadas en el ejercicio intermitente debido a otros factores psicobiológicos que podrían influir en la percepción del esfuerzo individual. Pero la exclusión de algunas de estas cookies puede afectar a su experiencia de navegación. Energy expenditure of daily living activities in 3- to 6 year-old children. Pero presentan la dificultad de controlar la actividad de los jugadores Dellal et al.

Video

El famoso \

Intensidad de juego garantizada - El juego estructurado y activo sería una gran estrategia para incrementar la af. El objetivo fue describir intensidades de af alcanzadas en juegos estructurados De esta manera, podemos decir que la intensidad en el deporte -y en el fútbol- es la ejecución de un ejercicio o acción concreta durante un lapso de tiempo Missing Duration

Entre los formatos de HIIT, el entrenamiento basado en juegos por ejemplo, SSG representa una modalidad de entrenamiento importante para mejorar el rendimiento en el fútbol. Sin embargo, establecer la intensidad de este HIIT no es sencillo. De esta manera, los profesionales pueden modular la intensidad y la duración del intervalo de trabajo en ejercicios de HIIT cortos, así como la intensidad y la duración del intervalo de recuperación, con el objetivo de modular la contribución anaeróbica.

Además, se ha observado una alta contribución de la energía glucolítica anaeróbica durante el RSS. De hecho, estudios previos han informado que sprints más largos de 4 segundos por ejemplo, 25 m con un intervalo de recuperación de menos de 20 segundos y generalmente activo inducen una alta tasa inicial de acumulación de lactato en sangre es decir, más de 10 mmol·L21·5 min Es importante destacar que, junto con las respuestas metabólicas, se debe considerar la contribución neuromuscular durante el ejercicio de HIIT debido a su gran implicación en el desarrollo del rendimiento y el riesgo de lesiones.

Por ejemplo, se ha observado que el formato de HIIT corto requiere más aceleraciones y desaceleraciones que inducen una carga neuromuscular alta. Además, la presencia de cambios de dirección contribuye a aumentar el esfuerzo neuromuscular.

Hasta la fecha, no es posible medir directamente la respuesta neuromuscular es decir, la intensidad interna durante el rendimiento de tareas específicas del fútbol. Solo a través del GPS o el acelerómetro inercial es posible detectar esta respuesta relacionada con la carga neuromuscular, como indicadores de aceleración, desaceleración y cambio de dirección.

Enfoque Externo para Determinar la Intensidad en el Fútbol. Varios estudios han evaluado la carga de entrenamiento en el fútbol midiendo la intensidad externa a través de los sistemas microelectromecánicos MEMS más comunes por ejemplo, sistema de posicionamiento global, sistema de posicionamiento local y unidades de medición inercial y en particular a través de numerosos indicadores metabólicos y mecánicos.

Durante la fase de planificación, los entrenadores buscan la intensidad de las actividades generales y específicas. La intensidad de las actividades generales por ejemplo, ejercicio intermitente o protocolos de ejecución HIIT se puede establecer determinando la velocidad relativa a través de varios tests individuales.

Por ejemplo, el Yo-Yo Intermittent Recovery Level 1 y el Intermittent Fitness Test IFT se han utilizado para determinar la velocidad de referencia útil para planificar entrenamientos metabólicos por ejemplo, HIIT en formato corto. Por otro lado, no es posible determinar la intensidad considerando de antemano las actividades específicas por ejemplo, SSG es decir, en la fase de planificación.

De hecho, los profesionales solo pueden detectar la intensidad externa después de realizar este tipo de ejercicios. En consecuencia, solo mediante el análisis de partidos en video o sistemas MEMS es posible evaluar la intensidad de las tareas.

En esta perspectiva, los primeros estudios relevantes realizados en el fútbol utilizaron indicadores externos considerando solo parámetros de velocidad.

Específicamente, se han implementado varios umbrales de velocidad para clasificar las actividades intensas. De hecho, Osgnach et al. revolucionaron el concepto de intensidad en el fútbol proponiendo un nuevo enfoque basado en la contribución energética de las aceleraciones.

Las contribuciones de las aceleraciones caracterizan el rendimiento físico en el fútbol. Por lo tanto, la aceleración debe tenerse en cuenta para monitorear adecuadamente el rendimiento de los atletas.

Además, dado que los roles tienen solicitudes técnicas-tácticas específicas relacionadas estrechamente con diferentes componentes físicos, fisiológicos, energéticos y biomecánicos, se encontró que la demanda física en el fútbol está extremadamente relacionada con las posiciones de los jugadores en el campo.

Enfoque Interno para Determinar la Intensidad en el Fútbol. Los estímulos de entrenamiento externos determinan las respuestas internas del atleta. La respuesta fisiológica interna al entrenamiento se caracteriza por un constructo complejo y multifactorial que dificulta su evaluación directa cuando se utiliza un solo indicador.

Los estudios realizados sobre el rendimiento en el fútbol se centran únicamente en el aspecto fisiológico a través de pruebas de campo y laboratorio.

Sin embargo, este enfoque no consideró aspectos relevantes del rendimiento, como las actividades que determinan las respuestas internas de los atletas por ejemplo, distancia y velocidad.

A pesar del amplio uso de la HR, RPE y la RPE de sesión derivada S-RPE en los estudios de fútbol, se han destacado algunos límites al usar estas variables para evaluar la Intensidad Interna.

Por ejemplo, la S-RPE está más asociada con indicadores de volumen que con indicadores de intensidad. Específicamente, las correlaciones fueron más bajas al considerar umbrales de intensidad más altos y cuando la velocidad aumentó. Las características de intensidad de la S-RPE y EL están pobremente relacionadas en el ejercicio intermitente debido a otros factores psicobiológicos que podrían influir en la percepción del esfuerzo individual.

De hecho, las principales actividades multidireccionales e impredecibles del fútbol, como la aceleración, desaceleración y cambios de dirección, así como la actividad técnica, se realizan a baja velocidad, aunque implican una gran cantidad de contracción muscular.

Del mismo modo, la relación poco clara entre las mediciones de S-RPE y la intensidad de EL se puede explicar por una modalidad de entrenamiento diferente utilizada en el fútbol.

Otros autores muestran que la RPE puede subestimarse durante el ejercicio intermitente. Sin embargo, para monitorear diferentes actividades de entrenamiento, se debe implementar una combinación de indicadores de EL, ya que están más relacionados con la S-RPE en comparación con un enfoque de un solo parámetro.

Considerando la HR, Scott et al. informaron que la respuesta cardíaca está más asociada con la distancia recorrida a bajas velocidades que a velocidades más altas debido al papel del metabolismo anaeróbico durante estas actividades.

De hecho, durante actividades intermitentes de alta intensidad que requieren un alto ritmo de metabolismo anaeróbico, la HR puede subestimarse. Además, la RPE podría subestimarse en tareas específicas de fútbol y parece estar más relacionada con actividades metabólicas no específicas en las que HR tiene una respuesta lineal.

Borg estudió la relación entre HR y RPE, informando el aumento de esta escala común con la magnitud del aumento de HR durante el ejercicio en ergómetro de ciclo. El Colegio Americano de Medicina del Deporte ha recomendado el uso de RPE para monitorear la intensidad del ejercicio porque está fuertemente correlacionada con indicadores de intensidad específicos.

De hecho, Losnegard et al. Sin embargo, estas relevantes correlaciones se encontraron a través de pruebas de carrera en laboratorio y campo. En consecuencia, se ha especulado que la RPE podría no ser muy apropiada para evaluar la intensidad interna en el fútbol, aunque representa la herramienta más utilizada por los profesionales.

La S-RPE podría ser poco apropiada para evaluar la Carga de Trabajo TL porque tanto la RPE como la duración parecen no ser un indicador adecuado de intensidad en el fútbol. Sin embargo, hasta la fecha, aún no es posible determinar los componentes fundamentales del rendimiento, como el gasto energético real relacionado con las demandas cognitivas, técnicas, emocionales y neuromusculares, debido a la falta de una herramienta tecnológica adecuada.

Varios estudios han utilizado tanto indicadores externos como internos para monitorear el entrenamiento en el fútbol. En estos trabajos, los investigadores han afirmado que el uso de un solo indicador ya sea externo o interno no permite evaluar completamente los efectos del entrenamiento en los atletas.

Esto se debe a que no sería posible comprender la condición física o el nivel de fatiga del atleta con un enfoque de un solo indicador. Por ejemplo, considerando un programa de entrenamiento similar por ejemplo, correr m en 4 minutos , los atletas que presentan una baja respuesta interna por ejemplo, frecuencia cardíaca muestran un mejor estado físico es decir, rendimiento físico del atleta.

Por lo tanto, considerar un solo enfoque de indicador en la evaluación del entrenamiento no permite comprender completamente ni la sesión de entrenamiento ni la intensidad del atleta.

Hoy en día, estudios recientes intentan crear nuevos índices para combinar IL Intensidad Interna y EL Intensidad Externa Por ejemplo, Grunbichler et al.

desarrollaron un índice de carga de trabajo Effindex calculado como la relación entre la distancia equivalente es decir, EL y TRIMPmod impulso de entrenamiento modificado que describe el tiempo gastado en ciertas zonas de frecuencia cardíaca multiplicado por un factor de ponderación.

La principal ventaja de este enfoque es que este índice se ve influenciado por la distancia total y la distancia de sprint. Los autores encontraron que las cargas de trabajo registradas durante los días previos a un partido pueden predecir la eficiencia de la carga de trabajo del partido.

Por otro lado, Suarez-Arrones et al. y Torreño et al. utilizaron otro índice de rendimiento Effindex para cuantificar los estímulos del partido. Se encontró un alto Effindex en jugadores con los niveles de rendimiento en carrera más altos durante los partidos.

Estos ratios mostraron efectos significativos en la fatiga subjetiva, mientras que no tuvieron un efecto significativo en la fatiga neuromuscular. Malone et al. Los autores encontraron efectos significativos en el bienestar tanto en medidas de TL externas como integradas.

Reinhardt et al. compararon el Effindex utilizado previamente por Suarez-Arrones y un nuevo índice de rendimiento PI — producto entre Effindex y el número de aceleraciones.

Este estudio encontró que el PI es más adecuado para distinguir entre el rendimiento de los jugadores y podría estar más relacionado con el agotamiento. De hecho, estudios recientes afirman que cuantificar los perfiles de aceleración y desaceleración durante el juego es más sensible a la fatiga que la distancia en categorías locomotoras predefinidas.

Por lo tanto, el PI parece ser un parámetro útil para mejorar la calidad del análisis de los partidos, lo que permite una mejor planificación y monitoreo del entrenamiento físico específico del fútbol. Además, dos estudios de Akubat et al. utilizaron una relación entre iTRIMP impulso de entrenamiento individualizado y parámetro de frecuencia cardíaca relacionado con el lactato en sangre e indicadores de EL en el fútbol no profesional.

En estos estudios, los autores subrayaron la relevancia del uso de esta relación para evaluar el estado físico en comparación con el uso de un indicador de rendimiento solo es decir, EL. Además, un estudio realizado por Montini et al. mostró una correlación positiva entre el gasto energético EE kJ·kg²¹ y S-RPE con respecto a estos índices.

Los índices o ratios proporcionados en esta sección permiten evaluar el rendimiento físico de los jugadores de fútbol. En particular, el enfoque integrado utilizando tanto EL como IL explica la respuesta interna individual a una EL determinada es decir, el estado físico del atleta , lo que no sería posible lograr utilizando un solo parámetro.

Conceptualización y operacionalización del marco de intensidad: ¿Sería posible considerar solo un enfoque indicador de intensidad? De hecho, una sesión de entrenamiento podría ser más intensa para un atleta en comparación con otros jugadores, pero podría ser menos intensa si se compara con su sesión anterior.

De hecho, en nuestro marco conceptual, la intensidad debe considerarse como un concepto relativo debido a las respuestas individuales de los atletas es decir, a través de indicadores internos de intensidad fisiológica o al resultado del entrenamiento es decir, intensidad externa.

En realidad, no sería apropiado hablar de intensidad sin considerar el tiempo o la distancia de los ejercicios es decir, el volumen y sin relacionarlo con una medida de referencia.

Por ejemplo, un indicador interno de intensidad no proporciona el efecto de entrenamiento es decir, cuán duro alguien está haciendo ejercicio a menos que se considere el volumen que produjo una respuesta externa particular.

La intensidad se deriva de un constructo multidimensional que comprende 2 elementos subdimensionales es decir, factores internos y externos para los cuales una sola medida operativa no puede explicar todo el significado de la intensidad en el fútbol. Se requieren varias variables o indicadores para evaluar el entrenamiento de los atletas y las tareas de fútbol y se pueden operacionalizar siguiendo diferentes enfoques internos y externos.

Por lo tanto, la intensidad absoluta no puede incluirse en nuestro marco conceptual de intensidad. Considerar solo un enfoque de indicador de intensidad permite evaluar parcialmente el rendimiento físico de los jugadores. Podemos afirmar que existe una diferencia ampliamente evaluativa al considerar la intensidad externa o interna, donde cada una proporciona aspectos fundamentales e indispensables para comprender los efectos del entrenamiento.

Por lo tanto, proponemos un enfoque más complejo para evaluar la intensidad de una tarea en el entrenamiento específico del fútbol es decir, SSG. Sería imposible comprender la intensidad del ejercicio sin relacionar el resultado de las actividades proporcionado por un indicador externo por ejemplo, m de distancia a una velocidad de Además, al relacionar la respuesta interna de un atleta con la velocidad, la distancia y la potencia es decir, actividades externas , ¿es posible definir el concepto de rendimiento relacionado con el atleta o el estado físico del atleta haciendo referencia a las respuestas internas del atleta?

Lo más importante es que cada indicador proporciona información parcial sobre el rendimiento y, por esta razón, los profesionales deben combinar varios indicadores externos de intensidad para tener una evaluación holística del rendimiento físico en el fútbol.

han revolucionado el concepto de intensidad en el fútbol a través del nuevo enfoque basado en la contribución energética de las aceleraciones, informando que los indicadores de velocidad han subestimado la intensidad del fútbol.

Los autores consideraron la potencia metabólica para monitorear de manera más apropiada las tareas y el rendimiento del atleta. El concepto de intensidad debe referirse a un enfoque relativo que incluya tanto la perspectiva interna como la externa. Por esta razón, los profesionales deben evaluar tanto los indicadores internos como los externos para comprender si una sesión de entrenamiento se puede considerar intensa o no para un atleta individual o todo el equipo.

Los profesionales deben utilizar varios indicadores de intensidad externa e interna durante el proceso de monitoreo porque cada uno de ellos explica un componente parcial del rendimiento físico en el fútbol.

La potencia metabólica y las medidas derivadas junto con los indicadores de velocidad deben utilizarse para monitorear y evaluar las tareas de fútbol, destacando el papel fundamental de las aceleraciones en el fútbol.

Por lo tanto, la aplicación exclusiva de indicadores derivados de la velocidad para monitorear actividades intermitentes debe ser limitada.

Es importante destacar que las posiciones de juego, junto con otros aspectos, influyen en el rendimiento físico de alta intensidad en los partidos. Comprender el concepto de intensidad permite a los profesionales programar y evaluar mejor el entrenamiento de fútbol durante los períodos de microciclo y macrociclo.

La intensidad se deriva de un constructo multidimensional que incluye tanto conceptos internos como externos. Por lo tanto, la aplicación de un solo indicador no puede explicar completamente todos los aspectos de la intensidad en el entrenamiento de fútbol.

Por lo tanto, se requieren varios variables o indicadores para evaluar de manera integral el rendimiento físico de los atletas en las tareas. La intensidad debe incluir un indicador de volumen por ejemplo, tiempo o distancia que esté relacionado con una medida de referencia.

En esta perspectiva, el concepto de intensidad está estrictamente asociado a la TL calculada al multiplicar la intensidad y la duración del entrenamiento o haciendo referencia a un indicador externo relacionado con la cantidad de trabajo realizado en la unidad de tiempo por ejemplo, distancia por minuto o HSR por minuto.

Existe un enfoque ampliamente diferente considerando el enfoque de intensidad externa o interna, donde cada uno proporciona aspectos fundamentales e indispensables que permiten comprender los efectos del entrenamiento.

Para comprender mejor el concepto de intensidad, los entrenadores también deben relacionar la respuesta interna del atleta con el producto del entrenamiento en velocidad, distancia y potencia. Además, cada indicador revela componentes centrales pero parciales del rendimiento, por lo que los profesionales deben tener en cuenta varios otros indicadores de intensidad externa para evaluar de manera integral el rendimiento físico en el fútbol incluyendo tanto medidas derivadas de la velocidad como de las aceleraciones.

No hay productos en el carrito. Sign in. Search for:. Externo Los ejercicios de actividad física inducen respuestas adaptativas funcionales en los individuos que generan cambios en diversos resultados del entrenamiento, como el rendimiento físico y la resistencia a lesiones.

Entrenamiento de Alta Intensidad HIIT: Desde la Fisiología hasta la Periodización del Entrenamiento En la última década, varios estudios se han centrado en el entrenamiento de intervalos de alta intensidad HIIT como el método más eficiente para mejorar el rendimiento físico.

Deportistas de Equipo Para prescribir un formato de HIIT adecuado en el que estos atletas alcancen la intensidad requerida, es necesario individualizar la velocidad y la potencia del ejercicio por ejemplo, a través de pruebas de campo.

Específico Se han propuesto diferentes formatos de HIIT para mejorar el rendimiento de los atletas en función de sus propias demandas físicas. Enfoque Externo para Determinar la Intensidad en el Fútbol Varios estudios han evaluado la carga de entrenamiento en el fútbol midiendo la intensidad externa a través de los sistemas microelectromecánicos MEMS más comunes por ejemplo, sistema de posicionamiento global, sistema de posicionamiento local y unidades de medición inercial y en particular a través de numerosos indicadores metabólicos y mecánicos.

Enfoque Interno para Determinar la Intensidad en el Fútbol Los estímulos de entrenamiento externos determinan las respuestas internas del atleta. Aplicaciones Prácticas Comprender el concepto de intensidad permite a los profesionales programar y evaluar mejor el entrenamiento de fútbol durante los períodos de microciclo y macrociclo.

José López Chicharro septiembre 12, am No hay comentarios. Otros artículos de interés…. Efectos de la suplementación con coenzima Q Efectos de la suplementación con probióticos sobre el rendimiento.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para fines analíticos y para mostrarte publicidad personalizada en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación.

Puedes obtener más información y configurar tus preferencias AQUÍ Ajustes Para obtener más información consulta nuestra Política de Cookies. Cerrar Resumen de Privacidad Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia mientras navega por el sitio web. De ellas, las cookies clasificadas como necesarias se almacenan en su navegador, ya que son esenciales para el funcionamiento de las funciones básicas del sitio web.

También utilizamos cookies de terceros que nos ayudan a analizar y comprender cómo utiliza usted este sitio web. Estas cookies se almacenan en su navegador sólo con su consentimiento. No entra en el pensar que Aguirre vaya a guardarse jugadores de cara al partido posterior contra un rival directo como el Mallorca.

El conjunto del entrenador mexicano, es de los que suelen competir siempre, con más o menos acierto, pero la intensidad en el choque está garantizada.

El Leganés es un conjunto eminentemente físico. Las normativas actuales le perjudicaron mucho, pues la marcha de sus dos delanteros titulares y goleadores como eran Braithwaite y En Nesiry , está condicionando mucho el rendimiento ofensivo del equipo.

Baste el detalle de que entre todos los delanteros de la plantilla solamente han conseguido un gol, el logrado por Carrillo. Su máximo goleador es Óscar Rodríguez , que no es un delantero puro, que además, como Siovas , por acumulación de tarjetas amarillas no estará ante el Barça este martes en el Camp Nou.

Por lo tanto, como todos los equipos que luchan por eludir el descenso, debe fomentar un excelente espíritu defensivo dado que el Leganés le cuesta mucho perforar las porterías contrarias —es con 22 goles el peor equipo junto al Celta— en la faceta goleadora.

Así que debe forjar su juego basándose en una sólida estructura defensiva. Mientras el marcador esté a cero, el espíritu competitivo del Leganés será muy fuerte y se mantendrá en la pelea.

Si el Barça consigue abrir pronto la lata, como sucedió el pasado sábado en Palma, el partido se le pondrá muy de cara a los jugadores de Quique Setién. VARIANTES TÁCTICAS. Apostó por doblar ambos laterales, dibujando un equipo muy cuadriculado con poco fútbol sobre todo por dentro. No creo que repita el experimento, pues la cosa no le salió tan bien, y es posible que ante el Barça vuelva a la defensa de cinco hombres para cerrar mucho más los pasillos interiores por donde el Barça suele crear mucho peligro.

Si fuese así, Bustinza pasaría al eje de la defensa para formar una línea de tres centrales con Omeruo y Awaziem , dejando las bandas para Rosales y Jonathan Silva.

Por detrás, es fijo Cuéllar. Amadou se ha ganado la posición de medio centro con mucho físico y derroche, pero con pocas virtudes para la organización del juego.

By Nikonos

Related Post

0 thoughts on “Intensidad de juego garantizada”

Добавить комментарий

Ваш e-mail не будет опубликован. Обязательные поля помечены *