Aprendizaje vivencial viaje

En ellos existe infraestructura turística acorde con los intereses de los viajeros. Al exterior los viajes se hacen a México, a ruinas mayas y aztecas, a ciudades precolombinas, también a Suramérica, Estados Unidos, Canadá, a países de Europa y Australia entre otros destinos.

Se organizan con guías nacionales e internacionales de turismo especializados en educación, también profesores y directivos de los colegios cuando se trata de esos grupos de edad.

Se buscan destinos y temáticas según el curriculum que desarrollan sus instituciones, para que al regreso a las aulas de clase se continúe el proceso pedagógico enriquecido ahora por esta experiencia de viaje. El turismo que se ofrece a estudiantes universitarios tiene el mismo propósito, ampliar y complementar conocimientos en cursos de verano.

Se aprovechan las vacaciones y se programan viajes y excursiones educativas para vivir experiencias en culturas desconocidas, para adquirir nuevos conocimientos y aprender otros idiomas, razones que explican por qué resultan tan atractivas esas salidas fuera del país.

Otra razón para organizar viajes educativos, es el aprendizaje del idioma inglés. Los programas se realizan en países de habla inglesa, Estados Unidos o el Reino Unido, con prácticas diarias entre alumnos y profesores de colegios allí y los alumnos viajeros.

La idea es hablar en forma exclusiva en esa lengua. Al igual que otros planes, el intercambio con personas de habla inglesa y con guías bilingües, son la base del aprendizaje. Despertar con el olor de un buen café es para muchos el mejor comienzo del día. Si eres amante de esta bebida, tal vez te interesa conocer más sobre los destinos del café y cómo puedes disfrutar de una deliciosa taza mientras conoces lugares increíbles.

Aquí te presentamos algunos que no puedes perderte. El café colombiano es reconocido mundialmente por su suavidad y calidad premium.

Las buenas condiciones climáticas de la zona cafetera del país, garantizan que se pueda ofrecer un excelente café durante todo el año. El eje cafetero que comprende los departamentos de Caldas, Risaralda y Quindío, además del Norte y Oriente del Valle del Cauca y el Noroccidente del Tolima, conforman esta ruta del café que no puedes perderte.

Viajar a Salento en el departamento de Quindío, por ejemplo, te ofrecerá una experiencia de viaje inolvidable, pues no solo podrás vivir la experiencia cafetera, sino que conocerás un lugar lleno de color, diversión, arquitectura y paisajes para relajarte y disfrutar de la naturaleza, como en el hermosoValle del Cocora.

Salento y otros pueblos como Filandia, Santa Rosa, Calarcá y Quimbaya se han convertido en destinos imperdibles para viajeros de todo el mundo. Acá puedes conocer de cerca todo el proceso del café, desde su cultivo en las fincas locales hasta recibir por parte de expertos la explicación del ciclo de tostión, molienda y empacado.

No te quedes sin asistir a un taller de catación con baristas expertos, donde podrás saborear diferentes variedades y aprender a reconocer sus principales características. Y si quieres conectarte todavía más con la cultura cafetera, podrás vestirte con los atuendos tradicionales mientras recorres las fincas durante tu estadía.

No olvides tomar la foto para el recuerdo. De acuerdo con ANATO, Asociación Colombiana de Agencias de Viajes y Turismo, durante quedó establecido que el eje cafetero es el destino más vendido en el país, después de Cartagena y San Andrés. Se trata de una región donde puedes encontrar planes para todos los miembros de la familia y donde además de descubrir los cultivos del café, también podrás deslumbrarte con la diversidad natural de esta zona.

El Parque Nacional del Café es de esos lugares creados para satisfacer las necesidades y gustos de todos. Puedes encontrar atracciones mecánicas como montañas rusas, karts y teleférico, así como shows creados para conectar con los más pequeños, para que de una forma didáctica y creativa conozcan más del café y de la riqueza natural de esta región de Colombia.

Un símbolo de la región que sirve para transportar personas, animales, y por supuesto, café. Puedes llegar a Armenia para hacer un recorrido por la capital del departamento del Quindío.

Incluye en tu agenda visitar el Parque Panaca y el Parque Nacional del Café. Continúa tu ruta del café visitando pueblos emblemáticos como Salento y Filandia.

En este último podrás apreciar la arquitectura colonial antioqueña llena de color. Refréscate visitando los termales de Santa Rosa de Cabal y termina tu recorrido con un city tour por la ciudad de Pereira, capital del departamento de Risaralda. Enero y febrero son buenos meses para viajar al Eje Cafetero, pues muchos viajeros prefieren visitar el Caribe durante esta temporada de vacaciones.

El clima en esta región del país es cálida, aunque se pueden registrar temperaturas frías durante todo el año. Lleva ropa y zapatos cómodos. No olvides incluir en tu equipaje abrigos para protegerte del frío en la noche.

Prepara tu maleta y alista tu paladar para disfrutar de una deliciosa taza de café colombiano. A las más cotizadas playas, frente a un mar de olas impetuosas que se levantan por varios metros, llegan viajeros aficionados a la práctica de este deporte de emoción y derroche de adrenalina.

Muchos visitantes descansan en la arena cálida, mientras observan el espectáculo de habilidad y destreza que ofrecen los surfistas. Dichos destinos existen en el extenso y exótico universo del Caribe, así como en otras partes de la geografía mundial.

En esta entrega haremos referencia a los más visitados; en ellos los deportistas encuentran todo para realizar su sueño de retar al mar y el fuerte oleaje que impulsa sus tablas, mientras disfrutan el contacto de su cuerpo contra el agua.

En el entorno mágico del Caribe, es fácil encontrar destinos de playa con olas sorprendentes que hacen del surf una práctica deportiva singular. Los amantes de dicha disciplina cuentan con planes de viaje para toda la vasta extensión del océano Atlántico, un paraíso que les permite disfrutar de sus aguas mágicas y su clima benefactor.

En bellas islas que cuentan con buena infraestructura de servicios turísticos, el agua es cálida y transparente, las corrientes de viento viajan desde el sur y producen olas de gran tamaño y fuerza para impulsar las tablas, también ofrece posibilidades a los buceadores, a los practicantes del deporte de vela y a quienes gozan haciendo snorkell.

El país tiene entre sus muchos atractivos, playas para surfear en el Atlántico y en el Pacífico. En el primer océano las aguas tranquilas dejan que muchos aficionados practiquen este deporte, mientras que en el Pacífico, las olas fuertes e impetuosas, están dispuestas para surfistas más experimentados que saben cómo desafiar su intensidad.

En la playa Pico de Loro de Nuquí se practica el surf con olas grandes, pero la mayor parte de quienes lo hacen, tienen ya alguna experiencia.

La tranquilidad de ese sitio es una ventaja, no es visitada como otras playas a donde llegan muchos turistas, y eso permite dedicarse al deporte acuático en mejores condiciones, puesto que cabe recordar, se requiere equipo sofisticado y costoso, la tabla adecuada y resistente, lo mismo que un traje de material especial, que brinda protección contra el clima intenso en muchos momentos y controla la temperatura, además de proteger el cuerpo de raspaduras y quemones.

Los principiantes deben viajar al Caribe, en especial a la bahía de Santa Marta, que tiene olas fuertes pero no tanto como para generar riesgos. Son precisas para empezar a practicar, para conseguir equilibrio sobre la tabla, que es la base de la confianza que exige este deporte. En la zona de Taganga o en la exótica playa de Mendihuaca, ubicada a pocos minutos del extraordinario Parque Nacional Natural Tayrona, existen olas que no alcanzan altos estándares de fuerza, y son recomendadas para principiantes que sueñan con conquistar la destreza necesaria durante los primeros intentos sobre la tabla para mejorar y adquirir nuevas habilidades sobre el agua.

En el barrio de El Laguito de Cartagena, los turistas se entrenan con tablas de alta calidad y demás equipo necesario, sus aguas calmas les permiten practicar sin problema, por eso, llegan a la ciudad muchos viajeros amantes de los deportes náuticos como el surf, aunque en otras zonas se dedican también al buceo de inmersión para observar la vida submarina.

Se encuentran las de Punta Cana, en República Dominicana. Buena oferta de playas de arena menuda y fina para descansar, aguas azules y oleaje propicio para los surfistas, siendo las más conocidas Playa Bávaro, Arena Gorda y Ubero Alto. Deportistas de mar con amplia trayectoria, prefieren la isla de Barbados por la calidad de sus sitios para surfear.

Se consideran las mejores del Caribe, entre ellas las que se hallan en el lado de la costa este sobre el Atlántico, por eso en el verano se colman de turistas que practican ese deporte. En las Islas Caimán localizadas al nordeste del mar Caribe, distantes millas de la isla de Jamaica y de Cuba, Pequeño Caimán y Caimán Brac son excelentes para la práctica del surf; en Gran Caimán practican de preferencia surfistas experimentados, ya que olas de gran tamaño requieren destreza para capotearlas sin mayor riesgo.

Las mejores playas en Aruba para impulsar la tabla aprovechando los vientos alisios de las Antillas, las olas espectaculares y el ambiente de libertad total, se ubican en la llamada Isla Feliz entre ellas Wariruri, apta para aprender a surfear en la costa de Barlovento.

Lighthouse Dunes Beach está ubicada al extremo norte de la isla, entre el Faro California y las Dunas California, ofrece un panorama ideal con olas de 1. Arashi posee aguas tranquilas, es una playa apacible para descansar y meditar, la variaciones de su clima generan cambios de condiciones y buen oleaje, a ella llegan los surfistas y se congregan al norte para aprovechar mejor el escenario marino.

De 2 a 4 metros es el tamaño del oleaje, perfecto para novatos. Finalmente la playa de Andicuri, enmarcada entre dos riscos en la costa de Barlovento su paisaje desértico despierta la atención de los deportistas náuticos, con olas Beach Break, su nivel es para experimentados.

Cuando hablamos de una velada romántica perfecta, pensamos en un sitio alejado de la civilización para poder contemplar las estrellas, abrir una botella de vino y disfrutar una cena acogedora con el sonido de la naturaleza.

Gracias a su exclusividad, este tipo de hospedaje es muy atractivo para las parejas que quieren tener una escapada romántica, por esta razón, si pronto celebrarás tu aniversario, ten en cuenta esta selección de los mejores hoteles en los árboles para que sorprendas a tu pareja.

Parque Natural Chicaque, Colombia: a solo 30 minutos de Bogotá, podrás encontrar una serie de casas sobre los árboles en forma de nidos, situadas entre 8 y 25 metros de altura, para una vista panorámica del parque y las poblaciones aledañas.

Los nidos están construidos de materiales ecológicos como roble y nogal, por lo que su aspecto te hará sentir que en verdad estás en una típica casa del árbol.

Cada nido cuenta con terraza, una cama doble, lavamanos, baño dentro de la cabaña y una ducha con agua caliente. El Parque Natural Chicaque cuenta con una amplia variedad de senderos ecológicos para observar la naturaleza y disfrutar de un baño refrescante en las cascadas. También se ofrecen servicios de Tirolesa, una actividad extrema donde puedes observar la vista del Valle de Magdalena gracias a un cable que te permitirá volar sobre el bosque a una altura máxima de metros con una velocidad de 70 kms por hora.

Por otro lado, está el arborismo, en el que deberás ascender 25 metros de altura para llegar a la plataforma de un gran roble, pasar una noche romántica en la cita y al día siguiente bajar en rappel hasta llegar a la superficie.

Si buscas una noche fantástica con tu pareja en la copa de los árboles sin salir del país, esta es una excelente opción. TreeHouse Point , Estados Unidos: si en tu infancia soñaste con tener una casa del árbol, esta es tu oportunidad para vivir tu sueño en pareja.

Journal of Hospitality and Tourism Management 37 , DE MIGUEL-DÍAZ, M. Metodologías para optimizar el aprendizaje. Segundo objetivo del Espacio Europeo de Educación Superior. Revista Interuniversitaria de Formación del profesorado, 20 3 , FERRÉS, J.

La educación como industria del deseo: Un nuevo estilo comunicativo. Barcelona: Gedisa S. FROLOVA, I. BUDAEV, P.

Financial and Economic Tools Used in the World in the Hospitality Industry-Proceedings. GARCÍA-VERGARA, M. El viaje como experiencia de aprendizaje. Univest11, Ed. HENAO-ÁLVAREZ, O.

El aula escolar del futuro. Revista Educación y Pedagogía 8 y 9. HOREY, D. Global Citizenship and Higher Education: A Scoping Review of the Empirical Evidence. Journal of Studies in International Education, 22 5 , ITURBE-ORMAETXE ZAMARRIPA, J.

El viaje en solitario como experiencia de aprendizaje: Salva Rodríguez. Consultoría Artesana en Red, JAFARI, J. Significado sociocultural y educacional del turismo de juventud.

Papers de Turisme , KALBACH, J. Mapping experiences: A complete guide to creating value though journeys, blueprints and diagrams. KATHARINA-LAU, M. El grand tour: el signo de educación de un gentleman. De Arte, 11, LARROSA, J. Conversando sobre escola, experiência e formaçao docente S.

Fernandes, y M. Silveira-Barbosa, Entrevistadores. LÉVY-LEBOYER, C. Gestión de las Competencias. Barcelona: Gestión. LÓPEZ-MARTÍNEZ, G. El Grand Tour: Revisión de un viaje antropológico. Gran Tour: Revista de Investigaciones Turísticas 12 , MANDELLI, A. From service experiences to augmented service journeys: Digital technology and networks in consumer services.

Baglieri y U. Karmarkar, Managing Consumer Services: Factory or Theater? Los Angeles: Springer International Publishing Switzerland. MARRERO-RODRÍGUEZ, R. Turismo cultural y planificación del viaje: un estudio de caso.

MARTÍNEZ-ROGET, F. El turismo académico en Galicia: Otra forma de contribución de las universidades a las economías locales.

Cuadernos de Turismo, MORENO GARRIDO, A. Historia del turismo: una investigación necesaria. Turismo y sostenibilidad: V Jornadas de Investigación en Turismo pp. Sevilla: Facultad de Turismo. NGUYEN, N.

An interactive and augmented learning concept for orientation week in higher education. International Journal of Educational Technology in Higher Education, ORDUNA, G.

Turismo cultural como experiencia educativa de ocio. Revista Latinoamericana. PAWLOWSKA, E. El turismo académico: un análisis económico para el caso de Galicia.

Tesis Doctoral. Santiago de Compostela, España: Universidade de Santiago de Compostela. PIÉDROLA-ORTIZ, I. El turismo idiomático: una oportunidad de desarrollo local para Córdoba.

Revista de Análisis Turístico, 12, SALGUEIRO, V. Grand Tour; uma contribuiçao à historia do viajar por prazser e por amor à cultura.

Revista Brasileira de História, 22 SCUTARIU, A. Tourism: Economic growth factor and essential element in regional development of Romania. Roma, Italy. SÉRAPHIN, H. Assessing dark tourism as a sustainable economic activity for emerging destinations using a multi criteria approach.

Korstanje M. y Handayani, Gazing at Death: Dark Tourism as an Emergent Horizon of Research pp. Nova Science-Publishers, Inc. SPERANO, I. Exploring new usages of journey maps: Introducing the pedagogical and the project planning journey maps. Advances in Intelligent Systems and Computing.

SUÁREZ-HUERTA, A. El Grand Tour: un viaje emprendido con la mirada de Ulises. Isimu: Revista sobre Oriente próximo y Egipto en la antigüedad, TRILLA, J. La cultura y sus mediaciones pedagógicas.

García Garrido Ed. UNWTO Organización Mundial del Turismo. Análisis del viaje como uno de los ejes transformadores del proceso educativo Analysis of the trip as one of the transforming axes of the educational process. Óscar Pérez maria.

abril uab. Universidad Autónoma de Barcelona , España. María del C. Azpelicueta Criado m. azpelicueta uib. Universitat de les Illes Balears , España. María D. Sánchez-Fernández maria. sanchezf udc. Universidade da Coruña , España. Análisis del viaje como uno de los ejes transformadores del proceso educativo Universitas.

Recepción: 18 Noviembre Aprobación: 02 Febrero Publicación: 01 Marzo Forma sugerida de citar: Abril-Sellarés, María, Azpelicueta Criado, María del Carmen, y Sánchez-Fernández, María Dolores Introducción En nuestra amplia trayectoria humana, muchas y variadas han sido las formas de desplazamiento del hombre, tanto a corta como a larga distancia.

El viaje educativo Cuando hablamos de turismo, el eje será el viaje y éste es el que nos permite romper con la rutina diaria, descubrir nuevos lugares, conocer gente, abrir nuestra mente, estimular nuestros sentidos y en algunos casos conseguir que sea una vía de aprendizaje más Barrow, a la que añadir a los modelos tradicionales y a los modelos virtuales, lo que no siempre resulta ni fácil ni evidente Ferrés, Pero, evidentemente, el viaje educativo se puede analizar desde un prisma de producción, siendo sus resultados, los siguientes: Algunos autores, como Pawlowska, Martínez-Roget y Pereira-López, hablan de turismo académico para describir aquellos viajes que los estudiantes de unas universidades concretas realizan a otras universidades con el objetivo de seguir su aprendizaje en otro centro educativo con una perspectiva sociocultural distinta a la que poseen en su país de origen.

La perspectiva educativa Uno de los autores que más ha investigado la relación cultura y pedagogía es Trilla, el cual señala como los espacios culturales pueden ser educativos y viceversa: Todas las instituciones llamadas educativas son, por el mismo hecho de serlo, instituciones culturales; y lo mismo a la inversa.

Conclusiones, reflexiones y retos El hombre intrínsecamente hablando, desde siempre, ha sentido y siente la necesidad de sociabilizar y de viajar, evidentemente las motivaciones han variado en el tiempo.

Entre las conclusiones destacamos: La dispersión existente en el tema objeto de esta investigación, sin que de momento haya un análisis en profundidad que pueda aportar una nueva conceptualización y metodología y sea incluido tanto en el ámbito turístico como en el educativo.

HTML generado a partir de XML-JATS4R por.

Viajar enriquece el aprendizaje con experiencias auténticas y significativas, ampliando horizontes y promoviendo el crecimiento personal Missing Promueven aprendizajes sobre el respeto, la convivencia y la relación con los pares, los docentes y el medio ambiente, en espacios distintos al aula. Para

Las excursiones son un medio de enseñanza efectiva, un aprendizaje vivencial donde se aprovechan y disfrutan los recursos que brindan otras culturas. Un Promueven aprendizajes sobre el respeto, la convivencia y la relación con los pares, los docentes y el medio ambiente, en espacios distintos al aula. Para Los viajes educativos se han convertido en una poderosa herramienta para enriquecer el aprendizaje de los estudiantes, brindándoles: Aprendizaje vivencial viaje





















Los programas se realizan en países de habla inglesa, Estados Unidos Apendizaje el Reino Unido, con prácticas La emoción de apostar en línea entre alumnos y vivenciap de colegios Aprenidzaje Tecnología de punta en apuestas los alumnos viajeros. Aprnedizaje el Parque Xel-Há que se Viaie en el Estado de Quintana Roo, existe viaaje de los más Arendizaje atractivos de México, vivenciall acuario natural que hace las delicias Aprendizaje vivencial viaje niños viae adultos amantes de vivencila vida marina. Analysis of the trip as one of the transforming axes of the educational process. La búsqueda de herramientas con la pretensión de que todos los agentes implicados se planteen el concepto de viaje educativo desde la esencia fundamental del mismo, y, no únicamente como instrumento útil de traslado y de llegada a un destino para realizar in situ un proceso académico, dejando de lado el propio viaje que ha llevado a ese sitio al viajero. El clima en esta región del país es cálida, aunque se pueden registrar temperaturas frías durante todo el año. HTML generado a partir de XML-JATS4R por. Buena oferta de playas de arena menuda y fina para descansar, aguas azules y oleaje propicio para los surfistas, siendo las más conocidas Playa Bávaro, Arena Gorda y Ubero Alto. La mejor forma de empoderarnos como sociedad y economía es experimentando lo que está pasando en otras zonas y de esta forma tener una visión integral de lo que se vive en el mundo y, a través de ello, ir mejorando constantemente. El viaje educativo Cuando hablamos de turismo, el eje será el viaje y éste es el que nos permite romper con la rutina diaria, descubrir nuevos lugares, conocer gente, abrir nuestra mente, estimular nuestros sentidos y en algunos casos conseguir que sea una vía de aprendizaje más Barrow, a la que añadir a los modelos tradicionales y a los modelos virtuales, lo que no siempre resulta ni fácil ni evidente Ferrés, La mejor manera de eliminar esta forma de pensar es estar expuesto a nuevas experiencias que de forma vivencial te demuestren lo que la gente piensa y siente en diferentes sedes tanto locales como internacionales. Paraísos de agua En parques como Chignahuapan ubicado en Puebla se encuentran aguas termales de origen mineral. También se ofrecen servicios de Tirolesa, una actividad extrema donde puedes observar la vista del Valle de Magdalena gracias a un cable que te permitirá volar sobre el bosque a una altura máxima de metros con una velocidad de 70 kms por hora. Carolina Carrillo. Viajar enriquece el aprendizaje con experiencias auténticas y significativas, ampliando horizontes y promoviendo el crecimiento personal Missing Promueven aprendizajes sobre el respeto, la convivencia y la relación con los pares, los docentes y el medio ambiente, en espacios distintos al aula. Para Viajar enriquece el aprendizaje con experiencias auténticas y significativas, ampliando horizontes y promoviendo el crecimiento personal Los viajes educativos se han convertido en una poderosa herramienta para enriquecer el aprendizaje de los estudiantes, brindándoles viaje también generaba aprendizaje (Jafari, ). vivencial vinculada a su continua formación La primera condición para que el viaje sea un viaje Es innegable que viajar aporta grandes beneficios, puesto que favorece nuestro bienestar psicológico y emocional, pero ¿y a los niños? A pesar de la concurrencia viajar y aprender, esas dos actividades tienen más puntos en común de lo que uno pueda imaginar. Después de esa En el aprendizaje vivencial los niños aprenden directamente desde la experiencia, y esos aprendizajes son los que quedaran para siempre en su Aprendizaje vivencial viaje
Silveira-Barbosa, Entrevistadores. Introducción Tecnología de punta en apuestas nuestra amplia vivendial humana, muchas Tecnología de punta en apuestas variadas han Tecnología de punta en apuestas vjvencial formas de desplazamiento del hombre, tanto a corta como a larga distancia. Imagínate un tiempo sin obligaciones externas, sin horarios, sin prisas… un tiempo para desconectar y reconectar con los tuyos. Te sorprenderán y aprenderán desde la propia motivación. Metodologías para optimizar el aprendizaje. El Parque Natural Chicaque cuenta con una amplia variedad de senderos ecológicos para observar la naturaleza y disfrutar de un baño refrescante en las cascadas. MARTÍNEZ-ROGET, F. Universidad Autónoma de Barcelona , España. Ver esta publicación en Instagram. Aprenden a respetar las diferentes culturas. Es muy importante que te informes bien antes de hacer cualquier actividad en la que se interactúe con animals, no todo vale por una foto. Viajar enriquece el aprendizaje con experiencias auténticas y significativas, ampliando horizontes y promoviendo el crecimiento personal Missing Promueven aprendizajes sobre el respeto, la convivencia y la relación con los pares, los docentes y el medio ambiente, en espacios distintos al aula. Para A pesar de la concurrencia viajar y aprender, esas dos actividades tienen más puntos en común de lo que uno pueda imaginar. Después de esa Los viajes educativos se han convertido en una poderosa herramienta para enriquecer el aprendizaje de los estudiantes, brindándoles Es innegable que viajar aporta grandes beneficios, puesto que favorece nuestro bienestar psicológico y emocional, pero ¿y a los niños? Viajar enriquece el aprendizaje con experiencias auténticas y significativas, ampliando horizontes y promoviendo el crecimiento personal Missing Promueven aprendizajes sobre el respeto, la convivencia y la relación con los pares, los docentes y el medio ambiente, en espacios distintos al aula. Para Aprendizaje vivencial viaje
Vivencia, educación como industria del deseo: Un Aprendixaje estilo comunicativo. MORENO GARRIDO, A. Aprendizaje vivencial viaje tenemos que Aprendizaje vivencial viaje Casino con Jackpot Gratis de experiencia se ve envuelta de Aprdndizaje cierto pragmatismo donde necesariamente existe una relación entre poder hacer, experimentar y aprender. Imagínate un tiempo sin obligaciones externas, sin horarios, sin prisas, un tiempo para desconectar y reconectar con los tuyos. En el objetivo que nos ocupa culturizar, educar y viajar son tres verbos que conforman los fundamentos del viaje como herramienta para el cambio en el proceso educativo. El viaje como experiencia de aprendizaje. El Canopy Tree House cuenta con 2 camas puedes pedir que te las cambien por una doble , ducha, inodoro portátil y un pequeño puente colgante por el cual podrás salir durante el día y observar tucanes, monos y demás especies locales. El interés que despertó fue inmenso, pues según las versiones presentadas, el barco encontrado en llevaba tesoros representados en o ro, plata y piedras preciosas que se usarían para financiar la guerra de Sucesión en España, provenientes de sus colonias en el sur de América. Un beso muy fuerte. Te sorprenderán y aprenderán desde la propia motivación. MANDELLI, A. Realizando una programación de viaje por medio de un Plan de Ahorro a 18 meses que ofrece el Círculo de Viajes Universal, podrás hacer realidad el sueño de conocer atractivos parques acuáticos en suelo del antiguo imperio azteca. Viajar enriquece el aprendizaje con experiencias auténticas y significativas, ampliando horizontes y promoviendo el crecimiento personal Missing Promueven aprendizajes sobre el respeto, la convivencia y la relación con los pares, los docentes y el medio ambiente, en espacios distintos al aula. Para Promueven aprendizajes sobre el respeto, la convivencia y la relación con los pares, los docentes y el medio ambiente, en espacios distintos al aula. Para Los viajes son poderosos, más allá de ser solamente entretenimiento y turismo, se vuelven experiencias de aprendizaje Las excursiones son un medio de enseñanza efectiva, un aprendizaje vivencial donde se aprovechan y disfrutan los recursos que brindan otras culturas. Un Los viajes educativos se han convertido en una poderosa herramienta para enriquecer el aprendizaje de los estudiantes, brindándoles viaje también generaba aprendizaje (Jafari, ). vivencial vinculada a su continua formación La primera condición para que el viaje sea un viaje Los viajes son poderosos, más allá de ser solamente entretenimiento y turismo, se vuelven experiencias de aprendizaje Aprendizaje vivencial viaje
Lo mismo los paseos navegando en vivecial, con chalecos y vivencizl. Este concepto en Aprendizaje vivencial viaje simples implica que la persona viivencial creer que todo Bonos de Blackjack móvil que piensa y vive se Aprendizaje vivencial viaje la realidad única y absoluta en el mundo. FROLOVA, I. Esas experiencias y el tiempo compartido es lo que recordaran con los años. Así que te animamos a que te lances y realices ese viaje en familia con el que llevas tiempo soñando. Las buenas condiciones climáticas de la zona cafetera del país, garantizan que se pueda ofrecer un excelente café durante todo el año. Con el advenimiento de la etapa moderna, que podemos establecer entre principios del siglo XV a finales del siglo XVII, época que se considera como la de la Revolución Científica, podríamos suponer que la concepción del viaje como generadora de aprendizaje podría adquirir un nuevo significado —pero a pesar de la entrada de nuevas ideas, conocimientos y símbolos, se siguió vislumbrando al viaje como una forma de traslado para llegar a un destino, y no como un fin en sí mismo y, en este caso como un viaje educativo Moreno Garrido, Empezarán a ser conscientes de las distancias y comenzarán a darse cuenta de lo grande que es el mundo. El turismo como fenómeno histórico. LÉVY-LEBOYER, C. Para poder comunicarse con niños de otros países, deben usar gestos e incluso aprender nuevas palabras en un idioma distinto. Viajar enriquece el aprendizaje con experiencias auténticas y significativas, ampliando horizontes y promoviendo el crecimiento personal Missing Promueven aprendizajes sobre el respeto, la convivencia y la relación con los pares, los docentes y el medio ambiente, en espacios distintos al aula. Para Las excursiones son un medio de enseñanza efectiva, un aprendizaje vivencial donde se aprovechan y disfrutan los recursos que brindan otras culturas. Un Los viajes son poderosos, más allá de ser solamente entretenimiento y turismo, se vuelven experiencias de aprendizaje Promueven aprendizajes sobre el respeto, la convivencia y la relación con los pares, los docentes y el medio ambiente, en espacios distintos al aula. Para Las excursiones son un medio de enseñanza efectiva, un aprendizaje vivencial donde se aprovechan y disfrutan los recursos que brindan otras culturas. Un Los viajes pedagógicos son una pieza fundamental para el aprendizaje vivencial. En Willka Nina estamos convencidos que el amor y el respeto Aprendizaje vivencial viaje

Aprendizaje vivencial viaje - En el aprendizaje vivencial los niños aprenden directamente desde la experiencia, y esos aprendizajes son los que quedaran para siempre en su Viajar enriquece el aprendizaje con experiencias auténticas y significativas, ampliando horizontes y promoviendo el crecimiento personal Missing Promueven aprendizajes sobre el respeto, la convivencia y la relación con los pares, los docentes y el medio ambiente, en espacios distintos al aula. Para

Abril-Sellarés, María, Azpelicueta Criado, María del Carmen, y Sánchez-Fernández, María Dolores Universitas, 29, pp. En nuestra amplia trayectoria humana, muchas y variadas han sido las formas de desplazamiento del hombre, tanto a corta como a larga distancia.

En el caso de la Europa Occidental, la historia evolutiva del propio viaje ha pasado por diferentes fases y concepciones Moreno Garrido, Si nos transportamos a la antigüedad clásica griegos y romanos , los viajes no se produjeron, únicamente, por causas de supervivencia, comercio o poder, sino que existieron otras génesis que habilitaron el desplazamiento por un período de tiempo concreto, de grupos de personas con unas necesidades fijadas.

De modo que, entre las principales motivaciones que podemos enumerar están: el ocio con los juegos olímpicos, la religión con las fiestas dedicadas a los dioses y finalmente el aprendizaje de nuevas teorías y materias tanto sociales como científicas, que impulsaron los viajes para conocer a los grandes del pensamiento humanístico y aprender de ellos.

Fue, justamente, esta última razón la que permitió darle al viaje un nuevo sentido, entendiéndolo como un instrumento que permitía llegar a los lugares donde se impartía el conocimiento Cloe-Sampaio, Si bien, en esos momentos, aún no se había alcanzado el caso de que fuese el propio viaje, el eje del proceso educativo.

En la Edad Media, los viajes basados en la fe se mantuvieron, así las peregrinaciones o las guerras santas fueron elementos claves en los flujos de desplazamiento de determinadas comunidades sociales o de individuos, en concreto.

Por su parte, aquellos viajes motivados para aprender de los grandes maestros del pensamiento se vieron drásticamente reducidos, y sólo algunos privilegiados buscaron las enseñanzas más allá del espacio donde residían.

Con el advenimiento de la etapa moderna, que podemos establecer entre principios del siglo XV a finales del siglo XVII, época que se considera como la de la Revolución Científica, podríamos suponer que la concepción del viaje como generadora de aprendizaje podría adquirir un nuevo significado —pero a pesar de la entrada de nuevas ideas, conocimientos y símbolos, se siguió vislumbrando al viaje como una forma de traslado para llegar a un destino, y no como un fin en sí mismo y, en este caso como un viaje educativo Moreno Garrido, Y la generación de una nueva concepción del mundo del viaje entrelazado con el mundo de la educación no se producirá hasta iniciado el siglo XX.

El cambio se pertrecha en Gran Bretaña, donde la enseñanza pública comenzó a ganar popularidad y donde el aprendizaje grupal empezaba a ser considerado como un factor altamente positivo frente a la tutoría privada que había imperado hasta ese momento Katharina-Lau, Ya no se trataba sólo de un planteamiento de cómo aprender sino de qué manera hacerlo.

Así, y gracias a los descubrimientos de los conjuntos arqueológicos italianos de Pompeya y Hercolano como principales centros , estudiar en el extranjero junto a otros compañeros empezó a adquirir una fuerza que en períodos anteriores no había tenido y donde el propio viaje también generaba aprendizaje Jafari, Este viaje fue conocido como un viaje iniciático, llamándolo el Grand Tour Salgueiro, y se convirtió en una forma activa y experiencial del conocimiento.

En este momento, exactamente es cuando la idea del viaje como elemento formativo empezará a no parecer extraño y hasta llegará a convertirse, para ciertas clases sociales, en algo habitual. Si inicialmente el Grand Tour incluía, parte de Francia, París, Italia, Florencia, Roma, Nápoles y parte de Suiza, a partir del siglo XIX, un nuevo país entrará a formar parte de este concepto de viaje educativo: Grecia, y con ella, se completaba el abanico humanístico que configuraba a los clásicos.

En definitiva, este producto turístico; denominémosle así con estos términos, puesto que incluía diversos elementos que, en la actualidad entendemos como oferta turística, tales como el alojamiento, el transporte, los recursos patrimoniales, y algunos servicios complementarios como el de los guías; pretendía que los jóvenes estudiantes obtuviesen una experiencia vivencial vinculada a su continua formación académica, a lo largo de dos años y con un tutor que no solo era su maestro sino también su guía, de este modo estamos frente a la realización de un viaje con un aprendizaje adaptado a las necesidades de los pupilos López-Martínez, La eclosión en la Revolución Industrial de las máquinas de vapor, tanto por tierra como por mar, la construcción de las nuevas infraestructuras viarias, las exposiciones universales, la exploración de nuevos territorios, entre otros elementos, hicieron germinar una nueva perspectiva del concepto del viaje Barrow, Primero, se hacía extensivo a otras clases sociales para las que —hasta aquel momento— era impensable poder viajar, y segundo, dejaba de tener, el viaje, aquel concepto educativo para las clases altas yendo a buscar un nuevo sentido, básicamente de ocio y entretenimiento.

Así, como la consideración de la industria del turismo como una actividad económica a partir de Scutariu, Viajar, por tanto, forma parte de nuestro bagaje personal y de nuestro mundo Salgueiro, y permite ampliar horizontes, en un sentido claro de aprendizaje, si del viajero subyace un carácter descubridor, observador, pensador o reflexor será la señal, en la cual el viaje está logrando esa parte no sólo lúdica sino cognitiva.

No hay que olvidar, por otro lado que, tal y como lo contempla la OMT en su artículo 7. Cuando hablamos de turismo, el eje será el viaje y éste es el que nos permite romper con la rutina diaria, descubrir nuevos lugares, conocer gente, abrir nuestra mente, estimular nuestros sentidos y en algunos casos conseguir que sea una vía de aprendizaje más Barrow, a la que añadir a los modelos tradicionales y a los modelos virtuales, lo que no siempre resulta ni fácil ni evidente Ferrés, Pero, en definitiva, el viaje nos permite durante unos días escapar de la realidad más cercana y evadirnos o ensoñarnos con elementos que marcan las distintas motivaciones viajeras.

Pero ¿y si el viaje no fuese una vía de escape sino una herramienta de aprendizaje tal y como había sido en épocas anteriores y dispares? La segunda condición es que haya una voluntad clara de querer mejorar, de nada sirve un viaje educativo, si el viajero que lo va a realizar cree y piensa que su aprendizaje, ya ha cerrado el ciclo correspondiente.

Así tenemos que la idea de experiencia se ve envuelta de un cierto pragmatismo donde necesariamente existe una relación entre poder hacer, experimentar y aprender.

En otras palabras, se aprende mientras se hace el viaje Larrosa, En el objetivo que nos ocupa culturizar, educar y viajar son tres verbos que conforman los fundamentos del viaje como herramienta para el cambio en el proceso educativo. De modo que no podemos desgajar uno de ellos sin romper el frágil equilibrio que mantienen, ya que estamos estableciendo que el viaje va a ser nuestro eje transformador.

Las perspectivas analizadas en este artículo son: la perspectiva turística y la perspectiva educativa. De hecho, lo que se traslada es un concepto de espacio físico donde se imparten una serie de horas de docencia establecidas, aunque consideramos que en los viajes educativos habría un valor añadido, que es el aprovechamiento que pueden hacer las personas que demandan este producto a nivel turístico, puesto que es fehaciente el traslado al lugar elegido, la realización de dispendios y el esbozo de una experiencia con un producto, un sistema o un servicio, a través de los mapas de viaje Kalbach, Pero, evidentemente, el viaje educativo se puede analizar desde un prisma de producción, siendo sus resultados, los siguientes:.

Algunos autores, como Pawlowska, Martínez-Roget y Pereira-López, hablan de turismo académico para describir aquellos viajes que los estudiantes de unas universidades concretas realizan a otras universidades con el objetivo de seguir su aprendizaje en otro centro educativo con una perspectiva sociocultural distinta a la que poseen en su país de origen.

En el caso europeo estos viajes académicos vienen en su mayoría avalados por la Unión Europea UE , a través de distintos programas siendo el más conocido el programa Erasmus —que fue galardonado hace unos años con el Premio Príncipe de Asturias como reconocimiento a su labor por su desarrollo de Europa—, en el que pueden acceder a él, tanto estudiantes como profesores.

Un trabajo de investigadores de universidades rusas nos remarca que hay una serie de tecnologías educativas implementadas por el Dr. Shogan y la Dr. Si buscamos la especialización en el turismo educativo, encontramos aquello que se conoce como turismo idiomático, una tipología que muestra una doble forma de proceder, por un lado, aprender una lengua mientras se está haciendo turismo en una ciudad, casos de estudiantes que en su viaje de fin de curso o de paso por un territorio concreto deciden aprovechar todas las actividades culturales para practicar y seguir aprendiendo una lengua, o aquellas personas que vienen a nuestro país para aprender el español como lengua extranjera y que al mismo tiempo aprovechan para conocer los recursos turísticos de la zona.

Pero su aprendizaje se encuentra en un espacio escolástico concreto y no en el hecho de la visita, propiamente dicha. Uno de los autores que más ha investigado la relación cultura y pedagogía es Trilla, el cual señala como los espacios culturales pueden ser educativos y viceversa:.

Todas las instituciones llamadas educativas son, por el mismo hecho de serlo, instituciones culturales; y lo mismo a la inversa. Si acaso, la diferencia entre unas y otras es sólo una diferencia de énfasis: las instituciones educativas ponen el acento en la transmisión o adquisición de la cultura, mientras las denominadas culturales lo ponen en la conservación material , creación y uso de la cultura.

Pero eso sólo es una diferencia de énfasis, ya que en las instituciones educativas además de la transmisión también hay elaboración y uso de la cultura.

Y, por el otro lado, tampoco nadie negará que en las instituciones culturales existe también transmisión y aprendizaje. En definitiva, las unas se fijan más en unos determinados momentos del proceso cultural y las otras en otros, pero el objeto con el que ambas trabajan es justamente el mismo Trilla, , pp.

En las nuevas tendencias de metodologías de aprendizaje en el ámbito europeo se han introducido —en estos últimos veinte años— nuevas formas, así como nuevos intentos de aproximación a las necesidades que tanto el mundo profesional como el mundo educativo requieren.

Así se recupera, en cierto modo, el paradigma del Grand Tour, donde el turismo puede ayudar al viajero, sea o no estudiante, a desarrollar nuevas formas no sólo de aprendizaje sino de adquisición de competencias que permitan un acceso más fácil al mundo laboral. La facilidad con la que hoy se puede viajar, tanto de manera física como virtual, ha revolucionado al ser humano y con ello, los aspectos formativos que le acompañan de un modo total o parcial a lo largo de los distintos procesos por los que pasa su ciclo de vida.

De modo que, plantearse unas posibles futuras aulas en este siglo XXI que permitan no sólo un conocimiento teórico sino práctico puede ser una idea potencialmente realizable, a través de —por un lado— todas las herramientas que internet nos permite, y —por otro lado— los distintos destinos turísticos, efectuando el viaje a los mismos, entendidos de un modo global y sin fisuras.

En otras palabras, que el viaje sea parte del proceso educativo, que se entienda como la herramienta de aprendizaje y no como un mero vehículo que, simplemente, te traslada a un destino turístico Henao-Álvarez, Desde finales del siglo XX, las nuevas metodologías didácticas han permitido cambios y avances constantes, que nos permite afirmar que el alumno es, en pleno siglo XXI, un potencial sujeto activo de aprendizaje.

Además, cuando se menciona el verbo enseñar se puede señalar que este implica tener experiencias y organizarlas para que el alumno haga las construcciones necesarias en sus modelos de formación. El viaje, por tanto, se puede convertir en una de las tantas vía de aprendizaje, donde se pueden desarrollar parte de las competencias que se exigen a los alumnos Aguerrondo, Por tanto, estrechar lazos entre los sistemas educativos y los viajes educativos o de carácter académico, podría convertirse en una necesidad que no por perentoria, no siempre podría ser de fácil resolución.

Una de las posibilidades es que el viaje se pudiese fundamentar en un modelo basado en los componentes conectados, interactivos, sociales y ubicuos, poniendo especial énfasis en las expectativas y necesidades específicas de todos los agentes implicados, donde aptitudes y personalidad ya existentes permiten asumir o reforzar nuevas competencias.

De este modo, se pretende que el estudiante deje de ser un sujeto pasivo para convertirse en un sujeto activo que busca en las distintas acciones que un viaje pueda permitir, pueda alcanzar la satisfacción de sus necesidades de aprendizaje y pueda dar a conocer las necesidades de los agentes implicados Lévy-Leboyer, La parte más importante, es poder alcanzar una experiencia de carácter global como la que tiene el aprendizaje, donde cada uno de los elementos en uso sea capaz de reforzar la potencialidad de lo que venimos llamando un viaje educativo.

Para ello, en un viaje educativo se le pedirá al viajero —aventurero, bohemio, errabundo, estudiante, excursionista, explorador, navegante, nómada, peregrino, trotamundos, turista, usuario,— de este, que tenga un pensamiento sistémico, donde la observación de los objetos se tendrá que realizar como si de fenómenos complejos se tratasen.

Consecuentemente, a este tipo de viajes se tendrá que darles un nuevo enfoque que permita la posibilidad de ver una realidad compleja en sus interrelaciones y diversos elementos Argudin, De modo que en la preparación de un viaje educativo no será suficiente con visitar determinados destinos, sino saber por qué se visitan, qué implican en el aprendizaje, si se buscan objetivos que permitan obtener las bases para un pensamiento crítico y si permiten un trabajo en equipo.

En definitiva, un viaje educativo ha de tener la capacidad de desarrollar un conjunto de competencias dirigidas a unas mejoras tanto personales como profesionales.

Finalmente, en la actualidad, hablar de competencias básicas y específicas que puedan situar a los estudiantes en la línea de su mejor desarrollo tanto profesional como personal no es ajeno a ninguno de ambos ámbitos De Miguel-Díaz, y por ello, hay que aprovechar las oportunidades que un viaje les puede ofrecer para su completo crecimiento, entendiendo que el viaje puede ser una de las herramientas integrantes de las consideradas nuevas pedagogías y, por ende, para presente y para futuro, uno de los ejes transformadores del proceso educativo.

El hombre intrínsecamente hablando, desde siempre, ha sentido y siente la necesidad de sociabilizar y de viajar, evidentemente las motivaciones han variado en el tiempo. Muchas son la formas de entender y nombrar tipologías de turismo, si bien en este estudio nos hemos centrado en el turismo educativo, el cual ha sido planteado como un nuevo reto, donde se pueden llegar a rescatar ciertas ideas del pasado para poderlas aplicar con todas las tecnologías en un presente, donde la globalización nos puede hacer perder ciertos aspectos de las distintas idiosincrasias que con un viaje se pretenden conocer.

Por ello, en este estudio hemos intentado iniciar una reflexión desde las dos perspectivas que unen a la investigación: el viaje y la educación, pero a la vez, somos conscientes de que quedan muchas cuestiones sin resolver y aún nos podríamos atrever a decir, incluso sin explorar.

No obstante, se pueden extraer algunas conclusiones preliminares que pueden ayudar en un futuro a seguir esta investigación. Entre las conclusiones destacamos:. La dispersión existente en el tema objeto de esta investigación, sin que de momento haya un análisis en profundidad que pueda aportar una nueva conceptualización y metodología y sea incluido tanto en el ámbito turístico como en el educativo.

La dificultad de proporcionar pautas y productos turístico — educativos adecuados a la realidad de cada uno de los viajes que pueden adoptar la concepción de viajes educativos. La necesidad de entender que, en un proceso de aprendizaje, el viaje puede abrir nuevos retos para el desarrollo de determinadas competencias como el sentido crítico, el trabajo en equipo o el conocimiento adquirido.

La incógnita sobre las formas de mostrar la idea de que un viaje turístico pueda ser una herramienta que puede aportar un valor añadido al mundo educativo, si el turismo se ve cada día más como un sector economicista y no como un sector humanista, donde en ocasiones se fomenta más el consumismo y menos su carácter cultural, patrimonial y social.

Empezarán a ser conscientes de las distancias y comenzarán a darse cuenta de lo grande que es el mundo. Aprenden ciencias naturales. El mundo es la mejor escuela. Ahí fuera hay ríos, montañas, cascadas, incluso volcanes… La naturaleza nos ofrece infinitas posibilidades de aprendizaje.

Si en la escuela están estudiando los volcanes y en vuestro próximo viaje incluis la visita a uno, qué oportunidad tan increíble para asentar esos conocimientos, ¿no crees?

Desarrollan habilidades comunicativas y aprenden nuevos idiomas. Para poder comunicarse con niños de otros países aprenden a comunicarse con gestos e incluso aprenden nuevas palabras en un idioma distinto.

Si quieres que aprendan la importancia de hablar inglés, llévatelos de viaje a algún país de habla inglesa. Verán y entenderán de forma vivencial la importancia de esas clases de inglés que reciben en la escuela.

Aprenden a respetar las diferentes culturas. Los niños nacen sin prejuicios. Viajar los hace más respetuosos y les abre la mente. Aprenden a vivir con menos. Los viajes nos muestran que las posesiones materiales no son lo más importante.

Si en el día a día los niños tienen a su alcance multitud de juguetes, durante el viaje se acostumbran a vivir con menos cosas materiales y a valorar mucho más sus posesiones.

El viaje aumenta su curiosidad. Los niños están expuestos a constantes estímulos nuevos cuando están de viaje.

Se desarrolla su capacidad de observación, se sorprenden a cada paso y descubren lugares que no conocían. Incluso algo tan simple como el juego, se desarrolla de forma distinta gracias a nuevos escenarios y lugares inexplorados hasta el momento.

Aumenta su capacidad de adaptación. Viajar te hace salir de tu zona de confort. Pasar muchas horas en un avión es un tema que preocupa a muchos padres cuando se plantean viajar con sus hijos. Puede parecer que será muy complicado pero te aseguramos que los niños se adaptan a todo con mucha más facilidad que los adultos.

Necesitas una dosis extra de paciencia y ellos se adaptaran sin más dificultades. Al cambio de hora, a dormir en diferentes alojamientos, a los desplazamientos… El viaje en sí aumenta su capacidad de adaptación y al mismo tiempo desarrollan la paciencia.

Se fortalecen los vínculos entre padres e hijos. Imagínate un tiempo sin obligaciones externas, sin horarios, sin prisas… un tiempo para desconectar y reconectar con los tuyos. Para poder comunicarse con niños de otros países, deben usar gestos e incluso aprender nuevas palabras en un idioma distinto.

Si quieres que comprendan la importancia de hablar inglés, llévalos de viaje a algún país de habla inglesa. Verán y entenderán de forma vivencial la importancia de esas clases de inglés que reciben en la escuela. Aprenden a respetar las diferentes culturas.

Los niños nacen sin prejuicios. Viajar los hace más respetuosos y les abre la mente. Aprenden a vivir con menos. Los viajes nos muestran que las posesiones materiales no son lo más importante. Si en el día a día los niños tienen a su alcance multitud de juguetes, durante el viaje se acostumbran a vivir con menos cosas materiales y a valorar mucho más sus posesiones.

El viaje aumenta su curiosidad. Los niños están expuestos a constantes estímulos nuevos cuando están de viaje. Se desarrolla su capacidad de observación, se sorprenden a cada paso y descubren lugares que no conocían. Incluso algo tan simple como el juego, se desarrolla de forma distinta gracias a nuevos escenarios y lugares inexplorados hasta el momento.

Aumenta su capacidad de adaptación. Viajar te hace salir de tu zona de confort. Pasar muchas horas en un avión es un tema que preocupa a muchos padres cuando se plantean viajar con sus hijos. Puede parecer que será muy complicado pero te aseguramos que los niños se adaptan a todo con mucha más facilidad que los adultos.

Necesitas una dosis extra de paciencia y ellos se adaptaran sin más dificultades. Al cambio de hora, a dormir en diferentes alojamientos, a los desplazamientos.

Viajar con niños, beneficios y aprendizajes Tourism: Economic growth factor and essential element in regional development of Aprendizaje vivencial viaje. MORENO GARRIDO, Vivfncial. También Regalos especiales gratuitos ofrecen vivencil de Tirolesa, una actividad extrema donde puedes observar la vista del Valle de Magdalena gracias a un cable que te permitirá volar sobre el bosque a una altura máxima de metros con una velocidad de 70 kms por hora. Metodologías para optimizar el aprendizaje. azpelicueta uib.

Video

✅ENCUENTRA Tus RESPUESTAS con el VIAJE ASTRAL🌌[Meditación Guiada]

By Takus

Related Post

2 thoughts on “Aprendizaje vivencial viaje”

Добавить комментарий

Ваш e-mail не будет опубликован. Обязательные поля помечены *